EE.UU. admite violar acuerdo Ginebra con prisionero oculto

El sospechoso de terrorismo ha sido retenido desde octubre sin recibir un número que lo identifique y sin que el Comité Internacional de la Cruz Roja fuese notificado.

17 de Junio de 2004 | 10:14 | Ap
WASHINGTON.— A petición del director de la CIA, George Tenet, el secretario de Defensa Donald H. Rumsfeld ordenó a los militares mantener en secreto la prisión de un presunto terrorista en Irak, dijo un vocero del Pentágono.

El sospechoso de terrorismo ha sido retenido desde octubre sin recibir un número que lo identifique y sin que el Comité Internacional de la Cruz Roja fuese notificado, dijo el vocero del Pentágono Bryan Whitman.

Ambas medidas violan los acuerdos de Ginebra sobre tratamiento de prisioneros de guerra.

Rumsfeld ordenó al Estado Mayor Conjunto que mantuviese en secreto la prisión del individuo el mismo día de octubre en que Tenet presentó la solicitud, dijo Whitman.

"El director de la central de inteligencia pidió que no le fuese asignado un número de serie penitenciario mientras la CIA trataba de determinar con exactitud su disposición", agregó el vocero.

El gobierno del presidente George W. Bush ha dicho que los acuerdos de Ginebra no se aplican a los sospechosos de terrorismo que tampoco los respetan.

Pero Rumsfeld y otros funcionarios oficiales han dicho que la convención de Ginebra se aplica a todas las actividades militares de Estados Unidos en Irak.

Whitman dijo que el preso recibirá pronto un número de serie y que el Comité Internacional de la Cruz Roja será notificado formalmente al respecto.
’’El CICR debía haber sido notificado antes acerca del detenido’’, dijo Whitman. "Debíamos haber tomado medidas y ahora hemos adoptado las medidas necesarias para rectificar la situación".

La existencia del prisionero secreto fue admitida la víspera de que un grupo de derechos humanos emitiese un informe en que se acusa a los Estados Unidos de mantener un número de sospechosos de terrorismo en prisiones secretas en diversos países.

Un informe del grupo Human Rights First, basado en Nueva York, dijo que el gobierno de Bush violaba el derecho norteamericano e internacional al rehusarse a notificar a los familiares de todos los detenidos y a suministrar a la Cruz Roja los nombres, números y la ubicación de todos los individuos detenidos por sospechas de terrorismo.

Nada de lo anterior se hizo en el caso del detenido iraquí, dijo Whitman.

El grupo dijo que el ocultamiento de prisioneros crea condiciones propicias para abusos como los cometidos en la prisión de Abu Ghraib.

"El secreto oficial que rodea las prácticas de Estados Unidos ha creado condiciones favorables para la ilegalidad y el abuso", dijo el informe del grupo.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores