Al menos 14 muertos por explosión de gas en el sur de Bélgica

Autoridades del Gobierno dijeron que el saldo de muertos podría ser aún mayor.

30 de Julio de 2004 | 07:37 | REUTERS
BRUSELAS.- Al menos 14 personas murieron y 200 sufrieron heridas por una enorme explosión que destrozó parte de un gasoducto cerca de una zona industrial en el sur de Bélgica el viernes, informó el Ministerio de Salud.

El estallido provocó bolas de fuego que se elevaron decenas de metros y los cuerpos de las víctimas salieron volando a cientos de metros del sitio donde ocurrió el desastre, cerca del pueblo de Ath, a 40 kilómetros al sur de Bruselas.

Karim Ibourki, portavoz del Ministerio de Salud, dijo que el saldo de muertos podría ser aún mayor.

"La última información que tengo es que hay 14 personas muertas y 200 heridos, de los cuales 100 sufrieron quemaduras. El número (...) 14 es muy provisional. De la información que reuní, muchos de los 200 heridos están heridos de gravedad", dijo el portavoz.

La explosión destruyó una sección de la línea subterránea que transporta gas desde el puerto belga de Zeebrugge al norte de Francia, justo cuando los trabajadores de reparación estaban tratando de tapar una pérdida, dijo un portavoz de la agencia regional de protección civil.

Dos fábricas cercanas al lugar del desastre fueron destruidas y el área alrededor del sitio de la explosión quedó chamuscada a lo largo de cientos de metros.

Los equipos de emergencia de Francia y Bélgica acudieron allí mientras las víctimas con quemaduras graves estaban siendo evacuadas en helicóptero a hospitales belgas. El ejército belga también participaba en las acciones de rescate, dijo un portavoz.

Trueno

La mayoría de las víctimas parecían ser personas que trabajaban o iban de compras en la zona industrial de Ghislenghien, en las afueras de Ath, dijeron los funcionarios.

Un testigo de la tragedia, Olivier Rampelberg, que vive a unos 3 kilómetros del lugar, dijo que oyó un sonido como un trueno poco después de las 09:00 horas locales (07:00 horas GMT).

"Sonó como un trueno continuo", dijo a la cadena de televisión RTBF. "Luego, llovieron granitos de tierra quemada".

Otro testigo dijo a un reportero de la radio: "Sonó como si hubiera caído un avión. Todas las ventanas temblaron (...) fue terrible, terrible".

La empresa Fluxys, que administra la red de gasoductos de Bélgica, confirmó la causa de la explosión.

"Había una pérdida de gas, que llevó a una explosión", dijo el portavoz Christian Otto.

El Primer Ministro belga Guy Verhofstadt interrumpió sus vacaciones en Italia para regresar en avión a su país y visitar el lugar del desastre, dijo su oficina.

Este fue el peor desastre de Bélgica desde que 14 personas murieron en un choque masivo que provocó la niebla en una ruta, en 1996.
Ediciones especiales
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores