Milosevic se niega a cooperar con abogados designados por tribunal

El ex Presidente yogoslavo también rechazó una oferta de la corte de interrogar personalmente a su primer testigo de la defensa, la profesora retirada de derecho internacional Smilja Avramov de Belgrado, después de que su principal testimonio fuera tomado por Kay.

07 de Septiembre de 2004 | 16:02 | DPA
LA HAYA.- El ex Presidente yugoslavo Slobodan Milosevic se negó hoy a cooperar con los dos abogados designados para defenderlo durante su juicio por crímenes de guerra en el Tribunal Penal Internacional de la para la ex Yugoslavia (TPIY) de La Haya.

Milosevic, de 63 años, no renunciará a su derecho de defenderse, según declaró con enojo el día de la primera comparecencia de los abogados Steven Kay y Gillian Higgins, ordenada por la corte para continuar la defensa del ex líder yugoslavo.

El ex presidente también rechazó una oferta de la corte de interrogar personalmente a su primer testigo de la defensa, la profesora retirada de derecho internacional Smilja Avramov de Belgrado, después de que su principal testimonio fuera tomado por Kay.

“Esto es una cuestión de principios”, dijo Milosevic y demandó conducir su propia defensa.

Claramente enojado, también dijo que no se verá satisfecho con las “migajas” ofrecidas por la corte, que sugirió que ocasionalmente podría realizar preguntas adicionales a los testigos vistos por su defensa.

El juez que presidía la sesión, Patrick Robinson, frenó a Milosevic varias veces cuando continuaba protestando contra la designación de los dos abogados, quienes actuaron previamente como “amici curiae” (amigos del tribunal) nombrados por la corte para supervisar la imparcialidad del juicio.

Avramov fue llamada para dar testimonio por su papel como consejera legal del gobierno de Milosevic a comienzos de los años 90. La profesora también respondió preguntas de los fiscales y de los jueces.

Al testificar para la defensa, Avramov dijo que Milosevic persiguó siempre una solución pacífica de los conflictos en la ex Yugoslavia, que se levantó después de que Croacia y Eslovenia declararan su independencia en 1991.

De cualquier manera, el ex presidente fue puesto bajo presión en Serbia y por los serbios en otras ex repúblicas yugoslavas por sus esfuerzos para negociar con los diferentes lados en el conflicto, agregó la testigo.

“Ellos lo acusaron de hacer demasiado poco para la protección de los servios”, indicó.

La profesora señaló especialmente a Alemania y al británico Lord Carrington, autor de un plan de paz para Croacia, a los cuales acusó de destruir deliberadamente a Yugoslavia.

Milosevic es acusado de crímenes de guerra, genocidio y crímenes contra la humanidad en Kosovo y Croacia, así como de genocidio en Bosnia Herzegovina en los 90.

El tribunal, que comenzó en febrero de 2002, escuchó hasta ahora a los testigos de la fiscalía.

El juicio fue interrumpido 16 veces en base a que Milosevic, jurista de formación, estaba demasiado enfermo como para presentarse ante el jurado. El ex presidente sufre de presión alta y problemas cardíacos.

La corte señaló que Milosevic nombró ya a 50 testigos para la defensa, pero no se revelaron sus nombres. El ex presidente ha dicho que quiere escuchar a alrededor de 1.000 testigos, incluso a ex jefes de gobierno y otras figuras líderes internacionales.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores