Muertos y heridos por violentos enfrentamientos en China

En vista de la violencia, las autoridades chinas tuvieron que movilizar a más de 10.000 soldados y policías.

01 de Noviembre de 2004 | 22:21 | DPA
PEKÍN.- Los peores disturbios étnicos registrados en años en China se cobraron la vida de al menos 10 personas y dejaron unos 30 heridos en el centro del país asiático en enfrentamientos entre la minoría musulmana hui y la etnia han, la mayoritaria en el país, informaron hoy testigos locales.

Tras los sangrientos disturbios, que estallaron el viernes y prosiguieron durante el fin de semana, la zona de Zhongmou, en la provincia de Henan, se encontraba este lunes en estado de excepción. Habitantes describieron la situación como "crítica".

En vista de la violencia, las autoridades chinas tuvieron que movilizar a más de 10.000 soldados y policías. Las fuerzas de seguridad cerraron asimismo calles y pueblos, dijeron habitantes y testigos de la zona de Zhongmou, en la provincia de Henan, quienes señalaron que ya se concretaron detenciones.

Fuentes locales contradijeron una información del "New York Times", según la cual habían muerto 148 personas. Esta versión agrega que la violencia se originó luego de un incidente en el que un taxista hui atropelló y mató a una niña han de seis años.

Según habitantes locales, todo comenzó por una disputa en la calle que escaló rápidamente. Un chino de la etnia han no quiso hacer sitio con su vehículo a otro con musulmanes. A partir de ahí se produjo una fuerte pelea entre ambos grupos. El miércoles y el jueves hubo fuertes enfrentamientos.

El Grupo de Crisis Internacional (GCI), con sede en Bruselas, indicó, en sintonía con el "New York Times", que unas 150 personas murieron como consecuencia de la violencia.

Las autoridades decretaron el bloqueo informativo, por lo que los medios de comunicación estatales no mencionaron los disturbios. Informaciones sobre el decreto de la ley marcial no pudieron ser confirmadas.

Los enfrentamientos, que han durado días, se produjeron sólo una semana después de fuertes disturbios con decenas de heridos en la metrópolis de Chongqing, en los que también se requirió la intervención del Ejército.

El imam de la mezquita en Huihuizhai dijo que habitantes de los pueblos vecinos se atacaron con palos unos a otros y que también se produjeron sangrientos enfrentamientos en algunos pueblos entre chinos musulmanes y chinos de la etnia han. Asimismo hubo vehículos que fueron incendiados. Sobre todo resultaron fuertemente afectados los pueblos de Huihuizhai, Nanren, Weitan y Xinzhuang. El líder religioso señaló que sólo en su pueblo murieron tres personas de la etnia han y tres o cuatro en el vecino Nanren.

Según musulmanes hui y los han, las tensiones existen entre ellos desde hace tiempo. El imam responsabiliza asimismo a la mala atmósfera internacional que existe en estos momentos hacia los musulmanes y que ha influido negativamente en los han.

Algunos musulmanes acusan a las autoridades de "trato injusto" cuando se trata de conflictos entre ambos grupos. Así, la policía utilizó esta vez gas lacrimógeno contra los musulmanes hui y no contra los han. Los chinos han acusan por su parte a las autoridades de no actuar de forma efectiva contra musulmanes violentos.

Mientras, desde vehículos con altavoces se llamaba hoy a los habitantes a la calma y el orden. Funcionarios fueron de casa en casa para apaciguar los ánimos de ambos grupos y mediar entre ellos. Tendrá que firmarse un pacto escrito entre los dos grupos si no, no se retirará el Ejército, se dijo.

En China viven unos 18 millones de musulmanes, de los cuales alrededor de 9 millones pertenecen a los hui.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores