Blair asistió a funeral de británico asesinado en Irak

El Primer Ministro asistió al servicio religioso de Kenneth Bigley, acompañado de su esposa, Cherie, y el ministro de Asuntos Exteriores, Jack Straw.

13 de Noviembre de 2004 | 11:43 | EFE
LONDRES.- El Primer Ministro británico, Tony Blair, asistió hoy en Liverpool (norte de Inglaterra) al funeral en memoria del ingeniero inglés Kenneth Bigley, secuestrado y asesinado en Irak el pasado octubre y cuyo cadáver aún no se ha recuperado.

Blair, que horas antes se había reunido en Washington con el Presidente estadounidense, George W. Bush, leyó un pasaje de la Biblia, del libro de Corintios, a petición de la familia.

El Primer Ministro asistió al servicio religioso, que incluyó referencias a todos los credos, acompañado de su esposa, Cherie, y el ministro de Asuntos Exteriores, Jack Straw, que había regresado del Cairo tras asistir al funeral del líder palestino Yasser Arafat.

Kenneth Bigley, de 62 años, fue secuestrado en Bagdad el 16 de septiembre y decapitado a las tres semanas por el grupo "Monoteísmo y Guerra Santa", vinculado al supuesto terrorista jordano Abu Musab al Zaraqui.

Bigley fue apresado a la entrada de su casa junto a dos colegas, los estadounidenses Eugene Armstrong y Jack Hensley, quienes fueron ejecutados días después de su captura.

La ciudad de Liverpool, de donde era oriundo Bigley, se volcó en esfuerzos para su liberación, y desde su muerte ha realizado varios actos en su memoria.

La misa de hoy, abierta al público, congregó en la catedral anglicana de la ciudad a centenares de personas e incluyó plegarias por los muertos en el conflicto iraquí.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores