Detienen deportación de estadounidense acusado de ser nazi

Fiscales alemanes sostienen que Demjanjuk fue cómplice de casi 30 mil muertes durante la Segunda Guerra Mundial.

14 de Abril de 2009 | 23:46 | AP
CLEVELAND.- Un tribunal federal retrasó nuevamente el martes la deportación de un presunto ex guardia nazi para ser enjuiciado en Alemania por crímenes de guerra, poco después de que agentes migratorios sacaran al acusado de su casa.

Un panel de tres jueces del Tribunal Federal de Apelaciones del Sexto Circuito autorizó la permanencia de Demjanjuk en el país hasta que la corte pueda analizar la solicitud del acusado para reabrir el caso en Estados Unidos. Este ha argumentado que las dolencias que sufre harían que su viaje a Alemania fuera una tortura.

Fiscales alemanes sostienen que Demjanjuk fue cómplice de 29 mil muertes durante la Segunda Guerra Mundial en el campamento de concentración de Sobibor en la Polonia ocupada por los nazis. De llegar a Alemania podría ser acusado formalmente.

El tribunal emitió la orden para suspender la deportación, y mencionó la necesidad de actuar ante la posibilidad de que Demjanjuk fuese expulsado del país de inmediato. La orden fue emitida sin mencionar el argumento del gobierno federal de que el tribunal carece de jurisdicción para fallar en torno a la apelación.

El ex yerno y vocero de la familia, Ed Nishnic, dijo que se sentían aliviados ante la orden para que Demjanjuk permanezca en el país.

“Estamos encantados y listos para presentar nuestros argumentos ante el tribunal del sexto circuito. Es una pena que el señor Demjanjuk haya tenido que pasar por ese infierno una vez más esta mañana”, dijo mientras caminaba hacia un edificio del gobierno federal en Cleveland, donde Demjanjuk permanecía detenido. Por el momento se desconocía si el acusado volvería a su casa.

Horas antes, varios agentes de inmigración sacaron a Demjanjuk de su vivienda de Ohio para deportarlo a Alemania, donde una solicitud de arresto sostiene que el frágil anciano de 89 años fue guardia de un campo de concentración nazi.

Demjanjuk fue sacado en una silla de ruedas e introducido en una camioneta ante la mirada de sus familiares. Su hijo John Demjanjuk había interpuesto un pedido el tribunal de apelaciones para que se aplazara la deportación.

“No se puede parar ni salir caminando”, dijo Demjanjuk hijo. “No anticipábamos nada igual. Me dijeron que un miembro de la familia podría acompañarlo. También me habían dicho que nos darían un aviso de 3 a 5 días antes de que ocurriera nada”.

Demjanjuk, nativo de Ucrania, negó haber sido guardia nazi y aseguró que fue prisionero de guerra de los alemanes. Vino a Estados Unidos como refugiado después de la guerra.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores