Papa Benedicto XVI preside Vía Crucis de Viernes Santo frente a Coliseo

El Sumo Pontífice habló en su discurso, y ante miles de personas, de las "pruebas y tribulaciones" que enfrentan muchas familias.

06 de Abril de 2012 | 18:26 | DPA

Benedicto XVI habló ante miles de personas en Viernes Santo.

EFE
ROMA.- El papa Benedicto XVI presidió hoy el tradicional Vía Crucis de Viernes Santo en una ceremonia frente al Coliseo de Roma y en su discurso habló de las "pruebas y tribulaciones" que enfrentan muchas familias, incluyendo aquellas causadas por la crisis económica.

Durante la procesión, miles de personas, muchas de ellas con velas encendidas, dieron una vuelta alrededor del Coliseo para recordar las 14 estaciones del Vía Crucis, es decir, las últimas horas antes de la crucifixión de Jesucristo.

Benedicto XVI, que cumple 85 años este mes, siguió la procesión de rodillas sobre una plataforma ubicada en el Monte Palatino, que mira al Coliseo. "La experiencia del sufrimiento y la cruz se relaciona con toda la humanidad, pero también se relaciona con la familia", dijo el Papa.

Los malosentendidos, los conflictos, las preocupaciones por el futuro de los hijos y la enfermedad "empeoran con la amenaza de desempleo y otros efectos negativos de la crisis económica", agregó.

"Cuando nuestras familias deben enfrentar el dolor y la adversidad miremos la cruz de Cristo. Allí podemos encontrar el coraje y la fuerza para continuar", dijo Benedicto.

Este año, el Papa pidió a una pareja italiana que está casada desde hace 59 años que escriba una serie de reflexiones sobre las alegrías y sufrimientos de la vida familiar para ser leídas durante los intervalos de la ceremonia, indicó el Vaticano.

La pareja, Danilo y Annamaria Zanzucchi, que tiene cinco hijos y 12 nietos, es confundadora del movimiento Focolare, una organización católica que promueve la vida de familia que lideraron durante muchos años.

En relación a esto, familias de Italia, Irlanda, Burkina Faso y Perú transportaron una cruz de madera de manera simbólica durante la procesión. Las reflexiones de los Zanzucchi, publicadas por el Vaticano antes de la ceremonia, invitan a los fieles a meditar sobre cómo sufrió y murió Jesús para expiar los pecados humanos, incluyendo aquellos cometidos en el contexto de la vida familiar.

"Cuántas veces sucumbieron nuestras familias? Cuántas separaciones, engaños! Y divorcios, abortos, abandonos!", escribió la pareja.

"Jesús, ayúdanos a entender lo que es el amor, enséñanos a pedir perdón", agregaron. Desde que se convirtió en papa en 2005, Benedicto XVI hizo hincapié varias veces en su defensa de la familia tradicional, basada en el matrimonio entre un hombre y una mujer con fines de procreación.

El Papa también se ha pronunciado contra el divorcio, las uniones entre personas del mismo sexo y el aborto. El sábado, Benedicto XVI presidirá la Vigilia de Pascua en la Basílica de San Pedro.

El domingo, celebrará la misa de Resurrección en la plaza de San Pedro y brindará la bendición "urbi et orbi" (a la ciudad y al mundo).
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores