Renunció la jefa de asuntos indígenas de Brasil en medio de tensiones por tierras

Marta María do Amaral Azevedo se retiró del cargo mientras agricultores y aborígenes se enfrentan en choques que han dejado un muerto hasta ahora.

08 de Junio de 2013 | 02:28 | Reuters

Grupos indígenas brasileños protagonizan crecientes protestas para exigir tierras o por motivos ambientales, como esta manifestación en Brasilia realizada por integrantes de la etnia munduruku.

Reuters

BRASILIA.- La jefa de la Fundación Nacional del Indio (Funai) de Brasil, Marta Maria do Amaral Azevedo, quien había sido designada hace poco más de un año, renunció a su cargo mientras recrudecen los enfrentamientos por tierras entre grupos aborígenes y agricultores.

Según las autoridades, la dimisión de la ex titular se debió a problemas de salud, pues debía someterse a un tratamiento médico incompatible con su agenda como jefa de la entidad.

La directora de Desarrollo Sustentable de Funai, Maria Augusta Assirati, fue designada como presidenta interina.

La partida de Azevedo ocurrió después de que el Gobierno limitó los poderes de la agencia de asuntos indígenas para devolver tierras que se consideran como tradicionalmente indígenas a las tribus.´

Las acciones de la Funai, creada para proteger los derechos de los indígenas, enfrentaron críticas en los meses recientes después de una serie de restituciones de tierras que incluyeron una amplia zona agrícola desde la que fue expulsada la tribu Xavante en la década de 1960.

El Ejecutivo impuso el mes pasado nuevas reglas para incluir a otras entidades, entre ellas el Ministerio de Agricultura, en el proceso de decidir si los terrenos habían sido efectivamente ocupados por largo tiempo por los aborígenes.

De esta manera, marginó a la Funai, que anteriormente tenía la responsabilidad exclusiva en la tarea.

Muerte

Durante la semana, el gobierno envió 110 soldados federales a una propiedad en disputa ocupada por indígenas en Sidrolandia, situada en Mato Grosso do Sul, luego de enfrentamientos entre agricultores y aborígenes que dejó una persona muerta.

En lugar de una expulsión a por la fuerza, la Presidenta brasileña, Dilma Rousseff, afirmó que su gobierno buscará una solución mediante negociaciones.

Los pueblos originarios brasileños han protagonizado varias tomas de terrenos y de lugares de construcción de represas hidroeléctricas.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Ajedrez

Prueba el nuevo ajedrez y comparte tus resultados

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores