Primer Ministro de Australia condenó "espantosa" toma de rehenes en Sydney

El jefe de Gobierno de ese país reconoció que incluso "un país libre" puede ser objetivo de actos de violencia de este tipo. "Hay lecciones que aprender", señaló.

16 de Diciembre de 2014 | 00:28 | Agencias

Tiroteo pone fin a toma de rehenes en Sydney

SYDNEY.- Horas después de que la policía puso fin al secuestro ocurrido en una cafetería en el centro de Sydney y abatió al autor, un supuesto clérigo musulmán, el Primer Ministro de Australia, Tony Abbot, reconoció que hay "lecciones que aprender" tras el incidente.

El jefe de Gobierno consideró "indescriptiblemente trágico" que los asistentes al local se vieran involucrados en un "acontecimiento tan espantoso".

También admitió que incluso un "país libre" como Australia puede ser objetivo de actos de violencia de este tipo.

Abbot también reconoció que tomará un tiempo esclarecer el incidente. "Aprenderemos lecciones de ello, pero aún no sabemos muy bien qué lecciones", declaró.

Horas de tensión

El secuestro, que finalizó este lunes tras casi 17 horas de enorme tensión en Sydney, ciudad de más de 4 millones de habitantes y uno de los centros turísticos más importantes de Australia, dejó como saldo tres personas muertas: el autor del ataque y dos rehenes.

Al mismo tiempo, tres mujeres y un agente policial resultaron heridos, y otra persona fue trasladada a un hospital como medida de precaución, según las autoridades.

El individuo, identificado como Man Haron Monis, el "Jeque Haron", amenazó a 17 personas, entre empleados y clientes del céntrico Lindt Chocolate Cafe, y obligó a varios de ellos a sujetar una bandera con la shahada (profesión de fe islámica) en uno de los ventanales.

La policía desplegó un inédito operativo en esa ciudad y unidades especiales entraron en acción luego de la puesta en libertad de cinco rehenes. Los policías consiguieron la liberación de al menos otros siete prisioneros y dieron muerte al secuestrador.

El gobierno de Irán, en tanto, aseguró que el autor del hecho, quien había emigrado a Australia hace cerca de 20 años, era un perturbado mental. Responsables de la República Islámica afirmaron que habían advertido en varias ocasiones a las autoridades de la isla sobre la condición del individuo.

Monis ya se había hecho conocido debido a un proceso en su contra por enviar cartas ofensivas a familiares de militares australianos muertos en Afganistán, a quienes motejó como "soldados de Hitler". También fue acusado de cometer abusos sexuales en una "clínica" en la que actuaba como autoproclamado "sanador espiritual", y de complicidad en el asesinato de su esposa.

"Es un individuo perturbado"

Hasta este lunes la policía australiana descartaba que el secuestro se relacionara con un complot de mayor alcance y atribuyó el hecho a una acción solitaria emprendida por el "Jeque Haron".

El sujeto, según el diario "The Australian", era considerado un "islamista radical" y se encontraba en libertad condicional, acusado de haber sido cómplice del asesinato de su ex mujer. Llegó a la isla en 1996 con estatus de refugiado, y hasta ahora residía en la periferia de Sydney.

Su ex abogado, Manny Conditsis, descartó que la toma de rehenes haya sido un acto organizado."Es un individuo perturbado, que ha cometido un acto escandaloso", declaró en una entrevista con el canal de televisión ABC.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores