India crea agencia federal de investigación

El Gobierno de Nueva Delhi elevó su seguridad a "nivel de guerra" y sostuvo que no tiene dudas de que hay una relación paquistaní con los ataques.

30 de Noviembre de 2008 | 22:14 | Agencias

NUEVA DELHÍ.- El primer ministro indio, Manmohan Singh, anunció hoy la ampliación de la principal fuerza antiterrorista del país y la creación futura de una Agencia Federal de Investigación para coordinar la lucha contra el terrorismo, tras los ataques coordinados registrados esta semana en Mumbai, que dejaron 176 muertos y más de 300 heridos.

En una reunión con líderes de las fuerzas políticas del país, Singh ha llamado a la unidad ante la "amenaza nacional" del terrorismo.


El Gobierno de Nueva Delhi elevó su seguridad a "nivel de guerra" y sostuvo que no tiene dudas de que hay una relación paquistaní con los ataques, que han despertado la ira en Mumbai acerca de los fallos de inteligencia así como la lentitud de la respuesta a la violencia que paralizó durante tres días a la capital financiera de India. Funcionarios indios dijeron que son 10 islamistas que perpetraron los ataques venían de Pakistán.


Los críticos al Gobierno han lamentado que no se haya impedido la cadena de atentados de cara a las elecciones de Delhi del próximo sábado y a las generales de mayo de 2009.


Los atentados se han cobrado hoy la primera víctima política: la del ministro del Interior, Shivraj Patil, quien ha renunciado tras asumir la responsabilidad por el ataque terrorista.

El consejero de seguridad, M.K.Narayanan, también puso su cargo a la orden, pero Singh le ha pedido que continúe al frente del Consejo Nacional de Seguridad.

Asesores del primer ministro no descartan que se produzcan más renuncias, según informa el diario The Times of India.

El ministro indio de Finanzas, P. Chidambaram, se encargará a partir de ahora de la cartera de Interior, mientras que el primer ministro Singh, se hará cargo de la cartera de Finanzas.


La crítica principal de los partidos políticos y medios de comunicación es la demora en el envío a Bombay de los miembros de la Guardia Nacional de Seguridad (NSG) que combatieron a los terroristas atrincherados en los hoteles Trident/Oberoi y Taj y en el centro de estudios judíos Nariman.

La NSG tiene su sede en Nueva Delhi, pero hoy Singh ha anunciado que se abrirán otros acuartelamientos en cuatro puntos distintos del país y se aumentará el número de efectivos, según un comunicado oficial. Además, el primer ministro anunció el refuerzo de la seguridad aérea y marítima y la puesta en marcha de medidas legislativas que permitan la creación de una Agencia Federal de Investigación (FIA).


Antes de Mumbai, varias ciudades indias como Nueva Delhi, Jaipur, Ahmedabad o Bangalore han padecido atentados en los últimos seis meses con la colocación de bombas en distintos puntos que han causado decenas de muertos.


La Guardia Nacional se defiende


En Bombay, el director general de la NSG, J.K.Dutt, ha defendido hoy en rueda de prensa la actuación pronta y eficaz de sus hombres en la operación contra el comando terrorista que atacó la ciudad.

De los 20 miembros de fuerzas de seguridad muertos en el asalto terrorista, dos son de la NSG. Dutt ha admitido que la operación en el Taj llevó mucho tiempo, pero ha explicado que era necesario para evitar la "pérdida de vidas inocentes" entre los huéspedes o el personal del hotel que estaban atrapados en él o rehenes de los terroristas. 

EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores