Alejandro Jodorowsky acaparó premios del Salón del Cómic Asturias

El cineasta, autor de teatro, guionista de cómics y cabalista, recibió el Premio Haxtur a la mejor historia larga por "Corazón coronado" y el Premio Haxtur "al autor que amamos", como homenaje a su trayectoria creativa en el mundo de la historieta gráfica.

13 de Octubre de 2001 | 15:51 | EFE
GIJON.- El chileno Alejandro Jodorowsky, cineasta, autor de teatro, guionista de cómics y cabalista, recibió hoy dos de los premios Haxtur que concede en Salón Internacional de Cómic de Asturias, en el norte de España, clausurado hoy.

Jodorowsky recibió durante la gala de clausura el Premio Haxtur a la mejor historia larga por "Corazón coronado" y el Premio Haxtur "al autor que amamos" como homenaje a su trayectoria creativa en el mundo de la historieta gráfica.

El resto de galardones fueron para español Carlos Giménez, al mejor guión, por "Firmes: ar!"; Hermann, al mejor dibujo, por "Wild Bill ha muerto"; Jeph Loeb y Tim Sale, a la mejor historia corta, por "Invierno. (Superman. Las cuatro estaciones)"; El Roto, al mejor humor, y Mark Schultz, la mejor portada, por "Star Wars. Misión Malastare número II".

Schultz también recibió el Premio Haxtur del público por el mismo trabajo y en medio de una gran ovación que le dedicaron los más de quinientos asistentes a la gala de clausura.

Jodorowsky presentó hoy en Gijón su último libro, "La danza de la realidad", "una autobiografía escrita con la intención de que ésta sea un manual terapéutico, porque para mí el arte sólo es tal cuando sirve para curar", afirmó.

Alejandro Jodorowsky vive en la actualidad en París, donde además de escribir echa las cartas del Tarot todos los jueves en un famoso café, en unas sesiones que él denomina "cabaré místico".

En Chile, a donde viaja una vez al año, y en México está considerado el introductor de las vanguardias.

Fue en estos países, Chile y México, donde se gestó parte de esta biografía que, según él mismo dice, es "todo realidad", pero una realidad tan fantástica y mágica que parece parte de su inabarcable imaginación.

Para Jodorowsky, el arte posee un poder curativo necesario y ésa es la idea con la que se puso a escribir este libro, que encierra, en su opinión, muchos principios teóricos.

"La escritura -precisa- no sólo es mirarse el ombligo, hablar de uno y sus contradicciones y criticar al mundo por lo mal que te trata con un lenguaje elaborado; es mucho más".
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores