FBI pide listas de lectores de libros sobre Osama bin Laden

Una investigación efectuada por la American Library Association que consultó 1.500 bibliotecas públicas y 4.000 bibliotecas académicas encontró más de 200 pedidos -137 formales y 66 informales- de parte de las autoridades para saber qué leen los norteamericanos.

20 de Junio de 2005 | 16:50 | ANSA

Hasta leer sobre el prófugo terrorista puede ser motivo de persecución en Estados Unidos.
WASHINGTON.- El FBI está tratando de obtener de las bibliotecas públicas estadounidenses las listas de lectores que tomaron en préstamo libros juzgados peligrosos, como las biografías de Osama bin Laden, en nombre de la lucha contra el terrorismo.

Una investigación efectuada por la American Library Association que consultó 1.500 bibliotecas públicas y 4.000 bibliotecas académicas encontró más de 200 pedidos -137 formales y 66 informales- de parte de las autoridades para saber qué leen los norteamericanos.

Pero, puesto que sólo 500 bibliotecas públicas respondieron a los módulos distribuidos por la Asociación de Bibliotecas, los responsables de la investigación subrayan que los datos deben multiplicarse por tres.

El Congreso discute ahora la posibilidad de aumentar o no los poderes concedidos al gobierno por la Patriot Act, controvertida ley antiterrorismo que concede más poderes a los investigadores.

La cámara votó la semana pasada una medida para limitar el acceso de los investigadores a las bibliotecas, uno de los puntos más cuestionados de la ley.

Días atrás se conoció un hecho ocurrido en una biblioteca de Washington donde un lector que habia tomado en préstamo un ejemplar de una biografía de bin Laden descubrió en el libro una anotación al margen que decía: "La hostilidad hacia Estados Unidos es un deber religioso y esperamos que sea recompensado por Dios".

El hombre denunció el hecho al FBI y los agentes pidieron a los empleados los nombres de las personas que tomaron en préstamo el libro a partir de 2001. Los abogados de la biblioteca rechazaron el pedido.

"Este tipo de investigación se opone a los valores de Estados Unidos", observó Joan Airoldi, responsable de las bibliotecas públicas. La pregunta es a cuántas libertades básicas estamos dispuestos a renunciar en la guerra contra el terrorismo".

En el pasado, los investigadores indagaron en registros de bibliotecas sólo en casos especiales como "Unabomber", en los años noventa, y en el caso del Asesino del Zodíaco, en Nueva York.
Ediciones especiales
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores