La comedia y el thriller se unen con sarcasmo en novela colombiana

Antonio García Ángel se luce como novelista con "Su casa es mi casa", una obra centrada en un curioso estudiante universitario que inicia la investigación de un extraño secuestro.

26 de Marzo de 2009 | 11:55 | El Mercurio Online

El autor de ''Su casa es mi casa'' fue considerado en 2007 dentro de ''Bogotá 39'', la selección que reune a los escritores latinoamericanos jóvenes más prometedores de su generación.

Gentileza Editorial Norma

SANTIAGO.- La literatura latinoamericana se compone, cada vez más intensamente, de nuevas voces juveniles que enriquecen las letras hispanas. Ejemplo de esto es el peruano Daniel Alarcón y "Radio Ciudad Perdida" o la chilena Francisca Solar con "La Séptima". A este amplio grupo de escritores juveniles se suma el colombiano Antonio García Ángel.

La obra prima de García fue publicada en 2001 y es ahora es nuevamente editada. La novela relata, con una prosa ágil, sarcástica y un lenguaje juvenil, los problemas en que se involucra Martín Garrido, un estudiante universitario, cuando decide emanciparse y arrendar un departamento.

En su nuevo hogar el joven estudiante-que no dedica muchas horas a leer libros ni a ir a la universidad- comienza a recibir el llamado de una empresa de encomiendas para entregar un paquete a Alejandro Villabona, el anterior inquilino que se esfumó fortuitamente.

La curiosidad de Garrido por el encargo lo lleva a las oficinas de la empresa y, de paso, descubre las extrañas circunstancias que rodearon la desaparición de Villabona.

"Su casa es mi casa" ( Editorial Norma, 10.990) expone un conflicto de suspenso, pero relatado con un lenguaje hábil e informal, lo cual lo convierte en una novela que mezcla astutamente el humor con el thriller.

Por otra parte, el libro de 184 páginas está dividido en subcapítulos, que permiten avanzar rápidamente en la trama de la novela.

Si bien es un relato que puede divertir a muchos, el lenguaje juvenil puede jugar en contra, pues en momentos puede cansar la alusión a canciones de bandas adolescentes, a frases clichés y a la diversión de las noches de juerga, además de la actitud machista y "canchera" del protagonista. De este modo, es recomendable para los ratones de biblioteca que gustan de libros al estilo  "Mala Onda", de Alberto Fuguet y no para los amantes de Vargas Llosa.

Ediciones especiales
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores