Brian Eno convierte la Casa de la Ópera en la tela de su nueva obra

El principal icono de Sydney fue transformado por el reconocido músico y productor, que en su faceta de artista plástico desarrollo allí una instalación de luces.

26 de Mayo de 2009 | 08:43 | EFE

La Casa de la Ópera con una de las caras que le regaló el ex Roxy Music e insigne productor de U2.

EFE
SYDNEY.- El "Vivid Festival" de Sydney fue inaugurado hoy con la obra del artista británico Brian Eno "77 millions of paintings", que ha convertido las velas de la Casa de la Ópera en una gigantesca tela pictórica.

El trabajo está compuesto por unas 300 imágenes y un software especial que las combina y mezcla para crear un arte regenerativo, una pintura en constante estado de evolución.

"Creo que lo que más me interesa con ese trabajo es crear una situación en la que uno experimenta algún tipo de rendición", dijo Eno a la prensa al presentar en Sydney su espectáculo, que ha pasado por Zaragoza, Venecia, Milán, Tokio, Londres y San Francisco.

"Cuando dejas de ser tú mismo, dejas de pensar en ti mismo y en tu vida particular, y tu existencia; que no fuiste a recoger la ropa a la lavandería, el café que querías beber y, por un momento, te entregas a algo", señaló el compositor que empezó en la música con la banda Roxy Music, en la década de 1970.

"77 millions of paintings" participa dentro de la sección "Luminous", que incorporará obras de otros artistas internacionales y australianos, creadores reconocidos y emergentes, con el propósito de unirles para "explorar la música, la luz y las ideas".

Por ello, incluye varios eventos, desde actuaciones musicales de grupos como los estadounidenses Battles, los británicos Ladytron, el trompetista Jon Hassell o el cantante de Underworld Karl Hyde, hasta debates sobre medio ambiente y cambio social con los abogados de la organización "Client Earth".
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores