Ropa en movimiento es la apuesta en la Fashion Week de Nueva York

La colección del modisto español Custo Dalmau fue una de las que captó mayor atención en la pasarela neoyorquina.

14 de Septiembre de 2009 | 00:40 | DPA

Uno de los diseños presentados por Custo Dalmau en Nueva York.

Reuters
NUEVA YORK.- Movimiento y ligereza es la apuesta hecha por el diseñador español Custo Dalmau para la colección primavera-verano 2010, que presentó hoy en la carpa principal de la Fashion Week de Nueva York.

"Es una colección que se mueve, hemos apostado por materiales muy ligeros", explicó el propio Custo. "Los tejidos son hilos que dejan mucho espacio y que crean una hipotética corriente de aire que da movimiento a la pieza".

Así, se pudieron ver telas perforadas, como pieles y batistas, que daban cierta transparencia a las prendas, donde la seda y la gasa no faltaron, en una colección que no perdió el trabajo de los colores y los gráfico característicos de la marca.

"Queremos ser siempre nosotros -defendió Custo-, la prioridad es cambiarlo todo pero haciendo que el consumidor nos identifique sin tener que mirar la etiqueta de la prenda".

Así, en la colección, siguió la presencia de un amplio y fuerte colorido en el que destaca la gama de los cárdenos: violeta, lila, morado y malva, siguiendo con los tonos azules y los verdes.

A lo largo de la colección pasaron tops y camisetas con un hombro sí y otro no, mangas caídas en los hombros, blusas con mangas-volante o con espaldas al aire y tirantes a la nuca, mucho punto de viscosa y estampados de plumas de pavo real, personajes de cuento, tigres de bengala o flores tropicales.

Zapatillas de ballet o una lámpara de araña fueron otros de los estampados que se vieron y que formaban parte de la línea más sofisticada de la colección dedicada a la mujer, Lowxury.

En esta línea las prendas llegan a un estilo barroquista y se encuentran vestidos inspirados en los años 20, tops asimétricos, monos-bombacho o vestidos globo.

La línea Lowxury, a pesar de ser la más sofisticada tal como inidica su nombre, se presenta como prendas accesibles a todo bolsillo: "Estamos replanteando el proceso industrial para reducir costos -explicó Custo- porque el consumidor, ante una crisis que es evidente que existe, está preocupado por los precios". Una situación económica que tal como dijo el diseñador, ha hecho que los precios sean "un 30 o 40 por ciento más bajos que hace un año o año y medio".
Ediciones especiales
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores