Un cuadro de Matisse es el nuevo foco de conflicto entre Venezuela y EE.UU.

"Odalisca con pantalón rojo", avaluada en 16 millones de dólares, fue reemplazada por una imitación en 2002, mientras se exhibía en el Museo de Arte Contemporáneo de Caracas.

03 de Agosto de 2012 | 15:56 | EFE

''Odalisca con pantalón rojo'' apareció recientemente en Miami, diez años después del robo.

EFE

CARACAS.- La fiscal general de Venezuela, Luisa Ortega, denunció hoy que Estados Unidos no ha respondido a peticiones oficiales que ha realizado Venezuela en relación con el cuadro "Odalisca con pantalón rojo", del pintor francés Henri Matisse, que había sido robado en 2002 en Caracas y que fue hallado recientemente en Miami.

"Ya se le han enviado dos comunicaciones a Estados Unidos, a la autoridad competente, a través de la Cancillería, y hasta la fecha no ha habido respuesta (...); no sabemos si en realidad el cuadro lo encontraron, si hay detenidos. Venezuela oficialmente no tiene respuesta", denunció Ortega en la estatal Radio Nacional.

El cuadro "fue prestado a España para ser exhibido" y "en ese contexto se produjo el robo", dijo la fiscal, entregando una versión distinta de la que se manejaba hasta ahora, y que hablaba de un robo desde el Museo de Arte Contemporáneo de Caracas, donde fue sustituida por una copia en su marco original.

La fiscal remarcó que en el caso del cuadro de Matisse (1869-1954), avaluado en 16 millones de dólares, "debería operar el principio de colaboración, como siempre lo ha mostrado Venezuela".

En ese sentido, aseguró que los requerimientos que hace el Estado venezolano a Estados Unidos "nunca obtienen respuesta", aunque se trate de casos de narcotráfico y terrorismo, "lo que deja a Venezuela sin saber qué está pasando", apuntó.

El cubano Pedro Antonio Marcuello Guzmán, de 46 años, y la mexicana María Martha Elisa Ornelas Lazo, de 50, comparecieron el pasado miércoles ante la jueza Andrea Simonton en un tribunal de Miami, donde se declararon inocentes de los cargos de conspiración, transporte y posesión de propiedad robada que pesan en su contra.

La comparecencia se produjo al día siguiente de que un gran jurado federal estadounidense formulara cargos contra Guzmán y a Ornelas, y revelara que el pasado 17 de julio presuntamente intentaron vender la pintura a agentes encubiertos de la Oficina Federal de Investigación (FBI), quienes sostienen que grabaron negociaciones con la pareja desde el año pasado.

En el documento judicial del caso se sostiene que los acusados "eran conscientes de que tenían en su poder una pintura robada", de acuerdo con las conversaciones que sostuvieron los agentes del FBI con Marcuello desde el 2011.

Marcuello señaló en una primera conversación con un "informante" que la "Odalisca con pantalón rojo" estaba escondida en Ciudad de México, en poder de sus "socios", y que estaban dispuestos a venderla por sólo un 20 por ciento de su valor real.

Después informó que la "esposa de su socio mexicano viajaría de México a Miami con la pintura robada".

La emisora caraqueña Globovisión difundió este jueves fragmentos de las grabaciones, aunque distorsionando los rostros, y en una de ellas se aprecia a una mujer, supuestamente Ornelas, que sostiene que la obra fue reemplazada por trabajadores del museo venezolano, y que ella y Marcuello son los dueños de la pintura.

Según las declaraciones de Ornelas difundidas por el canal, "los empleados del Museo de Caracas fueron quienes hicieron el cambio de esta obra, la original, a una falsa".

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores