Réplicas de Van Gogh, dinosaurios y moáis se dan cita en exposición de Lego en Nueva York

En la muestra "The Art of the Brick", que estará abierta al público hasta enero de 2014, el artista Nathan Sawaya montó más de cien esculturas sólo con piezas de la famosa marca de juguetes.

22 de Junio de 2013 | 13:27 | EFE

Más de cien esculturas y réplicas de pinturas fueron montadas por el artista sólo mediante Legos.

EFE

NUEVA YORK.- ¿El arte de jugar o el juego del arte? "The Art of the Brick" es, en cualquier caso, la muestra monográfica más grande jamás compuesta por juguetes Lego que, ladrillo a ladrillo, forman dinosaurios, moáis de la isla de Pascua y cuadros de Munch o Van Gogh.

El artista contemporáneo estadounidense Nathan Sawaya es el encargado de demostrar que la conexión entre lo lúdico y lo artístico, lo infantil y lo monumental, pueden encontrar una conexión, y el centro Discovery de Times Square se encarga de enseñárselo a los neoyorquinos y visitantes hasta enero de 2014.

"Quiero que la gente venga a esta exposición y salga de ella inspirada, con ganas de crear sus propias esculturas al llegar a casa. El arte es necesario y quiero demostrar que se puede hacer con un material tan accesible como un ladrillo de Lego", explica el curador de la muestra.

"El niño que hay dentro de mí nunca se llegó a ir", asegura. "Al principio empecé a probar con materiales tradicionales, pero me reté a mí mismo pensando si podría hacer eso mismo con piezas de Lego", añade.

Sawaya une a la diversión la paciencia para concebir pieza a pieza hasta cien esculturas reunidas ahora en un solo espacio. "Puede tomar semanas o meses. Depende de la complejidad y el tamaño. Pero, en cualquier caso, no es un trabajo de un día para otro", dice.

Por ejemplo, tardó todo un verano tardó en montar el esqueleto de un tiranosaurio de más de 80.000 piezas que ocupa una sala entera, que es la más grande de toda la exhibición, aunque reconoce que la que más trabajo le costó fue la de recrear un moái de Isla de Pascua.

Como demostraron primero el impresionismo, el puntillismo o, más tarde, el arte pop de Roy Lichetenstein, Sawaya juega con la perspectiva para crear ilusión, movimiento y textura partiendo de una unidad simple y yuxtapuesta.

"Esa es la magia: de cerca ves sus ángulos rectos y sus esquinas pero si lo ves desde un poco más lejos, se crea la curva", afirma.

Curiosamente, "The Art of the Brick" tiene algunas de sus obras más espectaculares en forma de réplica de piezas clave de la historia del arte.

Así, con sus ladrillos Sawaya juega a recrear las pinceladas de Vincent Van Gogh en "Noche estrellada", convierte "El grito" expresionista de Munch en una experiencia cúbica en tres dimensiones, o "pixela" la enigmática sonrisa de "La Gioconda", además de recrear el Discóbolo de Mirón o el busto de Nefertiti.

"Era un reto para mí recrear las obras de los grandes maestros pero también un medio de familiarizar a los visitantes con el arte a través de este juguete infantil", asegura el artista.

Pero más allá de la técnica, Sawaya recalca la importancia del mensaje emocional que esconden sus creaciones originales, más conceptuales. Para él, la pieza más importante es la que protagoniza el cartel, "Yellow", que representa un hombre desgarrándose el pecho, haciéndose trizas (o ladrillos más bien) en el podio donde reposa la escultura.

"Puse mucho de mí en ella. Es sobre abrirse al mundo. Un proceso de metamorfosis que yo pasé y que ha gustado mucho a la gente, que se puede identificar con esa sensación", explica.

Ediciones especiales
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Ajedrez

Prueba el nuevo ajedrez y comparte tus resultados

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores