"El blues es un lenguaje universal"

El guitarrista, responsable del auge del género en el nuevo milenio, pisa por vez primera suelo nacional para deleitar a los fanáticos de la "música del alma" con un show que promete ser todo lo que se dice de él: Un trepidante espectáculo de blues y rock, en el que la guitarra estará en el centro de todo.

11 de Agosto de 2013 | 12:20 |

El guitarrista tocará este 13 de agosto en la capital.

El Mercurio

Muchas revistas lo tildan como el gran "salvador" del blues, y las ventas parecen acompañarlo. Si no, sería difícil explicar por qué en los últimos diez años sus álbumes prácticamente han dominado las listas Billboard en esa categoría. De hecho, sólo en la de este año aparecen tres discos del guitarrista entre el top ten, lo que habla del nivel de importancia que tiene en la actualidad Joe Bonamassa para el mundo de la "música del alma".

Es que desde que apareció en la escena del blues, Bonamassa ha estado en la palestra de cuánta publicación ha habido. Que su estilo se compare con el de próceres de las seis cuerdas como Steve Ray Vaughan, Eric Clapton o Jimi Hendrix, no hace más que dar una aproximación al sonido de un tipo que, después de una breve experiencia en la banda Bloodline (donde compartía con los hijos de Robby Krieger, Miles Davis y Berry Oakley), decidió lanzarse a una prolífica carrera solista que lo tiene posicionado como un nombre de referencia en el blues moderno.

Lo cierto es que Bonamassa, que llega a nuestro país para una única presentación el 13 de agosto en La Cúpula, ha ido labrando este camino desde hace muchos años. Haber compartido una gira completa con B.B. King a la edad de doce años forjó el carácter de quien, aseguran, está llamado a ser su sucesor.

Y si algo aprendió del maestro, fue mantener una disciplina estricta de trabajo, la que se refleja en la gran cantidad de álbumes que edita por año —sólo este 2013 ya van dos: An acoustic evening at the Vienna Opera House y Seesaw, este último junto a la cantante Beth Hart— y en la cantidad de fechas que agenda para seguir en la ruta.

Esta exigente rutina es lo que lo trae, por primera vez, a un punto tan lejano como Chile. "Honestamente, siempre me emocionó cuando viajo a lugares que nunca antes he visto. El estar en Santiago, poder conocer la ciudad y además tocar allá, será muy divertido", asegura el guitarrista.

-Siendo ésta la primera vez que te presentarás acá, ¿tienes preparado algo especial para la ocasión? Sabemos que además has participado en bandas como Bloodline y Black Country Communion.
-Bueno, tocaré más que nada las cosas que he hecho en mis discos solista, y creo que un solo tema de Black Country Communion.

El privilegiar su propia carrera ha sido una constante en la vida del guitarrista. De hecho, su participación en Bloodline fue en un solo disco, para después privilegiar su trabajo como solista. "En ese entonces yo era sólo un niño —dice Bonamassa de su participación junto a Bloodline—, y sí, fue una muy bonita experiencia, pero te repito, sólo éramos unos chicos", recuerda.

El blues como lenguaje universal

Muchos hablan de Bonamassa como si fuese el nuevo "guitar hero" del mundo del blues y, aunque él mismo trata de aterrizar ese argumento, lo cierto es que su irrupción le ha traído una vitalidad al género que no se veía desde hace años. Su explosiva mezcla de rock sureño y blues del delta ha calado hondo no sólo en la crítica, sino también en el público.

Aún así, el guitarrista no se ve a sí mismo como esa figura gigante del estilo que presentan algunas portadas de publicaciones especializadas. "La verdad, es que si tengo alguna responsabilidad en que algunos chicos se interesen por esta música, eso está muy bien. Pero, lo que escriban de mí no ocupa un espacio importante en mis pensamientos", revela.

Quizás por eso es que este 2013 se aventuró a un álbum doble en formato acústico, titulado An acoustic evening at the Vienna Opera House. Esta presentación en vivo muestra el nivel de versatilidad del guitarrista, al adaptar su repertorio de blues eléctrico y potente a la intimidad que entrega este tipo de formato. "Disfruté muchísimo ese tour. Honestamente, estoy muy orgulloso de lo que resultó y, para mí, supera con creces el show de 2009 que hice en el Albert Hall", dice contento el guitarrista.

-Volviendo un poco a lo anterior, ¿sabías que en Chile hay una escena que ha tomado al blues como elemento principal de sus composiciones? ¿Qué piensas de esto, de que en un lugar tan lejano se replique este estilo?
-Bueno, el blues está en cualquier sitio, en cualquier lenguaje. No me sorprende en lo absoluto que exista una escena allá en Chile. ¡Muy bien por ustedes!

-Y considerando eso mismo, ¿sientes al blues así, como una suerte de lengua universal?
-Te diré lo mismo que le dijo B.B. King a un joven Joe Bonamassa, de sólo 12 años: "Todos tienen el blues, hijo".

Con eso en mente, Joe Bonamassa seguirá a Argentina luego de su presentación en nuestro país y, posteriormente, comenzará su gira por Europa. Asimismo, el prolífico guitarrista no planea quedarse quieto en lo que a su catálogo se refiere y está trabajando en la edición de otros elepés. "Haré un álbum el próximo año, eso es seguro, y quizás saque un par más luego de eso. La verdad, es que quién sabe qué me deparará el futuro".

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores
noticias más vistas