Debutante Laia Costa busca el Oso de Plata con "Victoria"

La película, que competirá en el festival de Cine de Berlin, es el primer largometraje de la joven española de 29 años.

07 de Febrero de 2015 | 12:39 | DPA- Emol

El ''Berlinale'' se realizará entre el 5 y el 15 de febrero.

EFE

BERLIN.- Dice Laia Costa que se lo toma todo de manera "muy relajada", pero lo cierto es que la carrera de esta joven actriz española ha sido meteórica: "Victoria" es su primer papel como protagonista, y ya compite por el Oso de Plata con actrices como Natalie Portman o Nicole Kidman.


Doctora en Política y Medios de Comunicación, Costa que nació en Barcelona en 1985 debutó ante las cámaras hace apenas cuatro años en la serie de televisión "Bandolera". El éxito le llegó poco después gracias a "Pulseras rojas", en la que interpretaba a la carismática Rym, una adolescente que sufre cáncer de mama.


"Ha sido todo muy rápido, igual que esta película", cuenta sonriente con motivo del estreno de "Victoria", del alemán Sebastian Schipper. "Es el primer 'largo' y el primer (papel) 'prota', y hoy hace justo un año que estaba haciendo el casting en Barcelona..."


El director de "Absolute Giganten" tuvo claro desde el minuto uno que Laia Costa era "Victoria". Y le propuso un auténtico reto interpretativo: rodar la película en una sola toma, un maratón de dos horas y 20 minutos en una noche en la que sucede de todo, pero nada ocurre como estaba previsto.


"Fue un rodaje muy 'punky'", recuerda la actriz. "Pero el director estaba tan convencido de que saldría bien que te transmitía mucha calma (...) Era como cuando algo peligroso te asusta pero a la vez te excita. Creo que todos estábamos así, y eso lo que hace es que el motor de dentro se dispare".


Costa cuenta con el mismo entusiasmo que desprende en la gran pantalla cómo fue construyendo a Victoria con total libertad, pues no había guión como tal. "En los ensayos (Schipper) nos exigía que aunque fuera todo muy bueno no fijáramos nada, que todo fuera aquí y ahora". Y esa espontaneidad que derrocha el film es uno de sus grandes atractivos.


"Victoria", que hoy se exhibe en la competición, arranca exprimiendo la noche berlinesa en uno de los muchos clubes techno de la ciudad. Está sola, no habla alemán y al día siguiente tiene que madrugar, porque como muchos emigrantes españoles trabaja de camarera en una cafetería en la que le pagan cuatro euros la hora. Debería irse a dormir, y sin embargo...


"Con veintipocos años se da cuenta de que su vida era una mierda, de que no es feliz, y viene a vivir la vida, a tomar sus propias decisiones. Pero no es tan fácil encontrarse de nuevo", explica sobre esta frustrada pianista que había renunciado a su adolescencia persiguiendo un sueño que le explota en la cara.


De pronto, Victoria conoce a cuatro chicos "que viven el momento, no piensan el mañana y son reales aquí y ahora". Y se une a ellos porque cree que eso es justo lo que quiere. "Se enamora de su manera de vivir", riéndose de todo y saltándose todas las reglas, pero con un profundo sentido de la amistad.


"Estando aquí tres meses he conocido tantos Berlines como gente hay en la ciudad", cuenta sobre esa otra cara de una capital alemana que también es protagonista. "Gente que está buscando trabajo y lo está pasando fatal". En cierta manera, Victoria encarna "ese desencanto que ahora tienen muchos". Y quiere adrenalina.

Ediciones especiales
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores