Alcalde de Viña del Mar calificó de injusta su destitución

Rodrigo González señaló además que la acusación en su contra es una intención de dejarlo fuera de la competencia en su repostulación como primera autoridad de la Ciudad Jardín en las elecciones municipales de octubre próximo.

15 de Julio de 2000 | 17:13 | Orbe
SANTIAGO.- Como un "fallo injusto" calificó el alcalde de Viña del Mar, Rodrigo González (PPD), su destitución del cargo por "notable abandono de deberes" a raíz de la fallida licitación del Hotel Miramar y la creación de un bono de incentivo para los trabajadores municipales, en los que estaba incluido como beneficiario.

Agregó que la acusación es una intención de dejarlo fuera de la competencia en su repostulación como primera autoridad de la Ciudad Jardín en las elecciones municipales de octubre próximo.

Afirmó que los que promovieron la acusación al Tribunal Calificador de Elecciones (Tricel) regional, los concejales Luis Parot (UDI), Virginia Reginato (UDI) y Jorge Santibañez (Ind.), son los mismos que votaron unánimente la adjuducación del Hotel Miramar a una empresa privada y la moción de la creación del bono.

Precisó que "si se tuviera que descalificar o acusar de abandono de deberes a alguien, tendría que ser a los que participaron en la decisión, pero no es el caso porque no hay abandono de deberes".

Finalmente, señaló que está muy tranquilo de su situación y que apelará al Tricel Nacional, donde -asegura- se revocará el fallo y podrá repostular a la alcaldía de Viña del Mar.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores