Fallo sobre Pinochet: Querellantes asumen desafuero y preparan próximos pasos

Aunque continúa el hermetismo con respecto a la resolución tomada ayer por el pleno de la Corte Suprema, la opinión generalizada en fuentes de tribunales es que el desafuero fue confirmado.

02 de Agosto de 2000 | 18:49 | El Mercurio Electrónico
SANTIAGO.- A más de 24 horas de pleno de ministros de la Corte Suprema que discutió el desafuero del senador vitalicio Augusto Pinochet, no cabe duda de que ayer efectivamente los 20 supremos que componen el máximo tribunal votaron y decidieron el destino jurídico del ex comandante en jefe del Ejército.

Aun cuando al interior de la Corte Suprema la política oficial fue declarar que el fallo se encontraba "en acuerdo" (desmintiendo haber efectuado la votación), se supo que cada ministro se abocaría en los próximos días a redactar las prevenciones del voto y que la redacción final del fallo había recaído en el ministro Humberto Espejo, siguiendo la tradición de la corte de entregarle esa resposabilidad al último ministro en integrarse como miembro del tribunal.

Uno de los querellantes, el abogado Eduardo Contreras, afirmó a El Mercurio Electrónico, basado en "fuentes fidedignas", que la votación habría sido de 12 contra 8, por lo que se habría confirmado la resolución de la Corte de Apelaciones de Santiago en orden a levantar el fuero del senador Pinochet. Por lo mismo, la parte querellante está delineando cuáles serán los pasos a seguir en el proceso por el caso "Caravana de la muerte" (por el cual está siendo requerido el senador Pinochet). En tanto que la defensa se sustenta en que mientras no sea oficializado el fallo no comentarán nada al respecto. Sin embargo, en fuentes cercanas al ex mandatario se asume la confirmación del desafuero como una realidad.

La alegría de los querellantes

Mientras los abogados defensores se dedicaron a realizar tareas personales durante la mañana de hoy, el equipo querellante acudió al palacio de tribuanles a solicitar una audiencia con el presidente de la máxima instancia judicial, Hernán Alvárez, quien los recibirá mañana o el viernes. El objeto de la reunión sería para interiorizarse de los pormenores del fallo, con el objeto de dilucidar de una vez por todas el contenido de la resolución.

Por los pasillos de la Corte Suprema circularon esta mañana los abogados Hugo Gutiérrez, Carmen Hertz y Eduardo Contreras y cada uno de ello expresó su satisfacción por el fallo que, según sostienen, ratificó el dictaminado por la Corte de Apelaciones el pasado 5 de junio. Aun así, el abogado Hugo Gutiérrez reiteró a El Mercurio Electrónico su pensamiento de que "Pinochet no será puesto tras las rejas" y que por lo tanto la importancia de este trascental pronunciamiento de la Suprema se convierte en "un fallo moral".

Próximos pases

Si se asume que Pinochet fue efectivamente desaforado, como lo señala la opinión generalizada, los procedimientos que siguen podrían desembocar incluso en que el general (r) no sea sometido a proceso por el ministro instructor de la causa, Juan Guzmán Tapia. No hay que olvidar que el desafuero es tan sólo un procedimiento especial por el cual deben pasar los parlamentarios para que puedan ser juzgados por alguna causa. No representa condena alguna, pues en la práctica el senador vitalicio ni siquiera está sometido a proceso por el juez Guzmán.

La decisión de someterlo a proceso radica sólo en el ministro instructor. Pero antes de hacerlo, el juez Guzmán podría pedir exámenes médicos para determinar si Pinochet se encuentra o no en condiciones de asumir su defensa. La ley determina que estos exámenes tienen por finalidad exclusiva establecer el estado de salud mental del procesado. La familia del senador, sin embargo, postula la necesidad de realizar exámenes físicos, pues sería su estado de salud general y no mental el que dificulta su enjuiciamento.

Otra posibilidad es que Guzmán solicite una declaración indagatoria del general en retiro. Los querellantes, por su parte, podrían solicitar el procesamiento de Pinochet, y el juez estaría obligado a tomar una resolución. A todo esto se agrega la pregunta adicional de qué ocurrirá con el resto de las querellas que afectan a Pinochet. Ya van 154, y el antejuicio para el desafuero se refiere sólo a 19 casos relacionados con la llamada Caravana de la Muerte. Guzmán podría, como medida de economía procesal, acumularlas todas, lo que enfrentaría a Pinochet con casos como el de la Operación Cóndor (referido a la colaboración con los servicios de seguridad del cono sur), la llamada Operación Colombo y los casos de Calle Conferencia, que dieron pie a la primera querella en contra del ex Presidente, presentada en 1998 por la dirigente comunista Gladys Marín.

El juez Guzmán se encuentra haciendo uso de una licencia médica, la que termina en estos días. Posteriormente viajará a Argentina, a entrevistarse con la jueza María Servini de Cubría, quien tiene a su cargo la investigación del asesinato del general Carlos Prats y de su esposa, Sofía Cuthbert, ocurrido en 1974. Para ello ya cuenta con la autorización de la Corte Suprema.

Sus próximos pasos se comenzarán a aclarar a más tardar el próximo martes, una vez que el fallo se haga público. Pues si bien en cierto la idea más generalizada es que el desafuero fue confirmado, no hay dictamen oficial y legalizado mientras el secretario de la Corte Suprema, Carlos Meneses, no estampe su firma sobre él.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores