CONUTT formula sus demandas al Gobierno

La Confederación Unitaria de los Trabajadores del Transporte Terrestre se quejaron hoy de la "falta de respeto" que a su juicio manifiestan las autoridades con representantes del gremio.

16 de Noviembre de 2000 | 17:43 | Agencias
SANTIAGO.- Tras tener una reunión con el Seremi de Transportes, Guillermo Díaz, los dirigentes de los trabajadores del transporte terrestre se quejaron hoy de la "falta de respeto" que a su juicio manifiestan las autoridades con representantes del gremio.

Así lo aseveró el presidente de la Confederación Unitaria de los Trabajadores del Transporte Terrestre, Ricardo Maldonado, indicando que desde hace tres meses que esperan entrevistarse con alguna autoridad, para plantear una serie de temas que les están afectando.

En este aspecto, explicó que hoy pensaban formular las demandas de dos sectores asociados a este sindicato, los cuales son los choferes de las micros de la capital y los conductores de taxis colectivos a nivel nacional.

En cuanto a los primeros, el dirigente argumentó que éstos se están viendo perjudicados por la falta de una regulación clara del uso de los cobradores automáticos, situación que se desencadenó con más fuerza después de que el ministro del ramo, Carlos Cruz, reconociera públicamente que la utilización de éstos había sido un "fracaso".

Frente a lo anterior, Maldonado recordó que existe un artículo específico en la Ley de Tránsito que exige el manejo de este sistema en los recorridos licitados, pero que la norma ha quedado sin efecto tras las declaraciones de Cruz, según sostuvo.

Este hecho estaría representando un problema para los choferes de los buses, ya que algunos empresarios sancionan a los empleados y los amenazan de no ocuparlos, mientras que otros los proveen con boletos para que realicen directamente el cobro, afirmó.

"Nosotros como gremio queremos que efectivamente el sistema del cobrador automático funcione, pero bajo otro sistema como las tarjetas de prepago o tickets", aclaró el dirigente.

En este punto, además, resaltó que "mientras siga habiendo dinero en las máquinas, van ha seguir ocurriendo los asaltos", estimando que, a su juicio, el Gobierno ha sido complaciente con los empresarios al dejar que éstos inviertan en cámaras de video y no en solucionar el problema del cobro de los pasajes, ámbito que afecta directamente a la calidad del servicio que se está entregando, como consideró.

En tanto, según indicó, los conductores de los taxistas enfrentan problemas relacionados con la protección del derecho al trabajo, porque -como explicó- los representantes legales de algunas empresas del rubro, están ejerciendo su poder para "sacar a algunos choferes que critican el funcionamiento del sistema".

Esto se haría a través de notas que entregan a la Seremi para que se les caduque el permiso para dar este servicio.

"Estos señores no pueden tener este poder, porque quien autoriza es el Seremi", enfatizó.

Debido a la poca disposición que han demostrado las autoridades para escuchar sus planteamientos, según denunciaron, Maldonado advirtió que "nos están empujando al conflicto", indicando que si no se encuentra una pronta solución a fines de diciembre se estaría realizando una movilización de los taxistas, mientras que los choferes de micros se estarían organizando para enero del 2001, en la misma línea.

Luego de estas afirmaciones, el dirigente fue atendido por el coordinador ejecutivo de la Seremi, Freddy Ponce, y por un representante de la Dirección del Trabajo, Pablo Leiva.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores