Ralco: Familias Pehuenches llegan a acuerdo con Endesa

Hoy se firma un acuerdo en el que las cuatro pehuenches propietarias de tierras en el Alto Bío Bío aceptan las condiciones de Endesa y dejan sus territorios para cederlos a la Central Hidroeléctrica.

16 de Septiembre de 2003 | 11:04 | El Mercurio en Internet
SANTIAGO.- Las cuatro familias pehuenches que hasta ahora se oponían a permutar sus tierras en Ralco con Endesa aceptaron las condiciones ofrecidas por la eléctrica, y firmaron un acuerdo a las 11:15 horas en el Palacio de La Moneda.

Las partes suscribieron un convenio ante el ministro Secretario General de la Presidencia, Francisco Huenchumilla, con los criterios básicos del arreglo.

Hasta el palacio de Gobierno llegaron representantes de las pehuenches Berta Quintremán, Mercedes y Rosario Huenteao, y Aurelia Marihuan, y el gerente general de la de la empresa eléctrica, Héctor López.

Este último consideró el acuerdo como "satisfactorio", puesto que la empresa mantuvo la oferta inicial a las familias, e informó que en 20 días más se firmará el pacto definitivo, en el que las propietarias pehuenches se desisten de continuar acciones legales contra la empresa.

Con el convenio, cada una de las cuatro familias que por años se han opuesto a la construcción y operación de la Central Hidroeléctrica en el Alto Bío Bío, recibirían de parte de Endesa 200 millones de pesos y 77 hectáreas de terreno.

En el acuerdo, el Gobierno se compromete a comprar 1200 hectáreas del fundo "El Porvenir" ubicado en la zona, para entregarlas a las familias que permutaron sus tierras.

Endesa además, se compromete a entregar 300 millones de pesos para crear una Fundación encargada de otorgar beneficios directos a quienes se vean afectados por la construcción de la Central, específicamente hijos y nietos de las pehuenches propietarias de los terrenos.

Según se informó, las propietarias y Endesa vienen trabajando hace varias semanas en los memorandos de acuerdo.

A comienzos de junio pasado las familias pehuenches habían logrado a través de la Justicia que la central no pudiera inundar los terrenos. No obstante, no lograron paralizar las obras de construcción.

Las familias solicitaron medidas precautorias al titular del Sexto Juzgado Civil de Santiago, Hadolff Ascencio, luego de que éste dejara sin efecto la aprobación ambiental del proyecto de la central que había sido aprobado por la Conama.

Tras el triunfo parcial que obtuvieron en tribunales, las "ñañas" como se denomina a las pehuenches, se reunieron con el ministro Huenchumilla los primeros días de julio, encuentro en el que se habrían comenzado las conversaciones que concluyen hoy con la firma del acuerdo.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores