DC suspende militancia de alcalde Hernán Pinto

El presidente del partido, Adolfo Zaldívar, envió una carta al jefe comunal en la que le comunica esta decisión.

30 de Junio de 2004 | 13:20 | El Mercurio en Internet

Zaldívar anoche, cuando dijo no saber nada del tema, a pesar de que ya estaba al tanto de la carta de Pinto.
SANTIAGO.- La Democracia Cristiana (DC) resolvió suspender la militancia al alcalde de Valparaíso, Hernán Pinto, a raíz de su presunta participación en algunos de los delitos que investiga el ministro en visita del caso Spiniak, Sergio Muñoz.

El presidente del partido, Adolfo Zaldívar, envió una carta al jefe comunal en la que le comunica esta decisión, luego que se hiciera público que el edil fue mencionado por un proxeneta en una lista de clientes a quienes proveía de menores para actos sexuales.

La misiva, que señala además que los antecedentes del edil fueron enviados a los organismos disciplinarios de la colectividad, fue redactada por el timonel de la falange en respuesta al escrito que Pinto envió anoche a la mesa directiva de la DC, en la que le informaba de su decisión de renunciar a la candidatura por la alcaldía de Valparaíso.

La determinación del partido contrasta fuertemente con la posición que asumió la UDI cuando el senador Jovino Novoa fue involucrado en el caso Spiniak. De hecho, en la carta, Adolfo Zaldívar es enfático en sostener que la Democracia Cristiana, por ningún motivo, va a asumir defensas institucionales o corporativas, ni menos tratar de influir en la causa a través de presiones indebidas o investigaciones paralelas, en alusión al gremialismo.

El documento señala lo siguiente:

"Estimado Hernán, he tomado conocimiento de la carta que enviaras ayer por la noche al partido donde le pides suspender tu militancia y desistes de tu candidatura de alcalde de Valparaíso.

Al respecto, estimo conveniente puntualizar lo siguiente:

El 29 de marzo pasado concurriste a mi oficina para contarme que estabas en antecedentes de que te tratarían de involucrar en situaciones reñidas con la moral y las buenas costumbres, las que según afirmaste no eran efectivas.

Ante lo anterior, te formulo yo la pregunta directa sobre la cuestión, a lo que me negaste total, enfática y reiteradamente, cualquier posibilidad de estar involucrado en hechos de esta índole.

Pese a todo, y siendo un tema que concernía a tu ámbito privado, te aconsejé que contrataras a un abogado para que analizara la situación y, además, te pedí que conversaras con Hernán Bosselin para formarnos una idea político-jurídica y seguir el devenir de los acontecimientos.

También te sugerí cursos de acción a seguir al referirme a cuál era la línea fijada por la mesa directiva en cuanto a cuestiones o conductas que pudieran dañar la imagen partidaria. Nosotros asumíamos que los chilenos esperan de sus dirigentes políticos parámetros de conducta pública y privada más exigentes que para sí mismos.

Insististe en tu inocencia ante los rumores, ante lo cual dije que si era así, y no había hecho cierto en contra, estimaba viable tu candidatura, lo que variaría si las circunstancias lo ameritaban.

Con todo, deseo reiterar que la posición del partido sobre este tipo de cuestiones es y será inalterable. Primero, la verdad a fin de que se esclarezcan los hechos plenamente y se sancione ejemplarmente a quienes resulten involucrados, y por ningún motivo asumir defensas institucionales o corporativas.

Esta tarea sólo deben llevarla a cabo los tribunales de justicia y sus órganos auxiliares. Por ningún motivo tratar de influir en ella y en sus decisiones a través de presiones indebidas o investigaciones paralelas.

Por todo lo anterior, comprendemos que te aboques exclusivamente a tu defensa judicial. Es lo que tienes que hacer, más aún, es tu obligación. Mientras ello ocurre, estarás suspendido de tu militancia como lo solicitaste.


La mesa directiva, por su parte, ha estimado pertinente trasladar todos los antecedentes a los órganos partidarios correspondientes para su análisis y la aplicación de eventuales sanciones si se llegan a acreditar hechos punibles o situaciones que dañen la imagen partidaria.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores