Familia dona órganos de hombre con muerte cerebral

Un paciente recibió con éxito el corazón del donante. Sin embargo, el otro beneficiario no pudo recibir el hígado pues ya había alta e indetectable propagación del cáncer en su organismo.

17 de Septiembre de 2004 | 16:54 | Orbe
SANTIAGO.- La familia de un hombre de 41 años, que falleció de muerte cerebral en el hospital clínico de la Universidad de Chile, decidió donar sus órganos.

Los destinatarios fueron los pacientes del mismo centro hospitalario, Eduardo Carrasco y César Rojas.

Carrasco, quien había llegado desde Concepción, en busca de un nuevo corazón para salvar su vida, fue preparado de inmediato para la cirugía de trasplante, que resultó todo un éxito y logró así, recibir y aceptar su nuevo corazón en óptimas condiciones.

Rojas por su parte, no corrió la misma suerte, ya que el equipo médico percibió señales que el hepatocarcinoma, un tipo de cáncer focalizado en el hígado, había generado una metástasis peritoneal, indetectable para los más avanzados exámenes de imagenología.

Al explorar quirúrgicamente la zona, la evidencia fue severa, el cáncer se encontraba extendido en una importante cantidad de pequeñísimas migraciones en la cavidad abdominal, imposibles de ser percibidas por los exámenes, pero lamentablemente evidentes a la hora de ver el interior del paciente.

Lamentablemente a raíz de esto, se tuvo que abortar el procedimiento y detener el injerto.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores