Kaplán y la medicina celebran los 40 años del primer trasplante cardíaco en Chile

El 28 de junio de 1968 el doctor y ex alcalde de Viña del Mar, Jorge Kaplán, intervino a la joven María Elena Peñaloza, quien vivió 133 días con el nuevo órgano.

28 de Junio de 2008 | 16:18 | Arturo León Díaz, El Mercurio Online
Alejandro Carballal

SANTIAGO.- Más allá de haber sido alcalde y concejal de Viña del Mar, Jorge Kaplán Meyer (82) obtuvo el reconocimiento internacional por un hecho ligado a su profesión: fue el segundo cirujano en el mundo en realizar un trasplante de corazón y, obviamente, el primero en Chile.


Y desde aquella intervención ya han pasado 40 años. Fue el 28 de junio de 1968, en el Hospital Naval, cuando el doctor Kaplán operó a la joven costurera María Elena Peñaloza Morales, de 24 años, quien vivió 133 días con el nuevo órgano, luego que un trombo desprendido de su aurícula izquierda le produjera una gran hemorragia cerebral lo que terminó provocándole la muerte.


Por la importancia de este hecho, Kaplán señala que "el mérito de eso fue trabajar en equipo, pero no va más allá. No considero que haya sido una cosa del otro mundo. Ahora que resultó bien, macanudo. Creo que dimos un paso y los pasos cuesta darlos, pero es cosa de esfuerzo".


El médico, de ascendencia judío-rusa, por parte de su abuelo, y francesa, por la otra rama, con tres generaciones nacidas en Chile, se muestra orgulloso de haber optado por la medicina: "Jamás se me habría ocurrido estudiar otra cosa".


En 1992, recibió la distinción "Maestro de la Cirugía", otorgada por la Sociedad de Cirugía de Chile, se convirtió en el primer Presidente de la Corporación del Trasplante y ha luchado incansablemente porque en Chile exista el donante presunto. Él sostiene que es la manera más adecuada para enfrentar la falta de procuramiento.


Asimismo, asegura que la educación y la conversación en familia sobre esta cuestión, resultan fundamentales. Reconoce que la ley de trasplantes (19.451) ha sido buena, pero señala que no todo depende de lo escrito, sino de la costumbre, la idiosincrasia, el sentido de generosidad de la gente, la cultura médica. Cree firmemente en que "llegará el día en que todos vamos a ser donantes".


Además de sus labores médicas, Kaplán ha estado presente en la docencia y en comisiones de estudio, posgrados y simposios nacionales y extranjeros relacionados con su profesión. Prueba de ello fue la labor que cumplió como profesor titular del Curso de Fisiología y Fisiopatología y profesor honorario de Cirugía en la Escuela de Medicina de la Universidad de Valparaíso, entre otras labores pedagógicas.


En la actualidad, Kaplán está alejado de los pabellones, tal como confesó a El Mercurio de Valparaíso: "Dejé de operar hace 3 años y nunca más me metí a un pabellón". Pese a ello se mantiene ligado a los trasplantes, asiste a las reuniones del equipo del hospital Gustavo Fricke, atiende el policlínico, dicta clases y charlas, publica y hace vida familiar.

Desde la creación de la Corporacion del Trasplante en 1990, en la que el Dr. Kaplán fue, además, uno de sus fundadores, en Chile se ha avanzado en números de intervenciones: de 3 en 1994 a 16 en el 2007, con un total de 171.

Los centros de trasplante, a su vez, han aumentado de 1 a 5, dentro de los cuales está el de la Universidad Católica, que destaca por su labor continuada desde 1987.

EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores