El crudo relato de la madre de niña arrollada por delincuentes en Huechuraba

Leslie Solorza Quiroga (22) caminaba junto a su fallecida hija de 5 años, cuando fueron embestidas por los sujetos que viajaban en un auto robado en la población La Pincoya.

07 de Octubre de 2013 | 17:13 | Por Francisco Águila V, Emol

SANTIAGO.- "No puedo hablar mucho. Yo vi todo. La encontré debajo del auto. Estoy en shock".


Las palabras son de Leslie Solorza Quiroga (22), la madre de Trinidad Martínez Solorza, la niña de sólo 5 años que falleció en la madrugada de ayer tras ser arrollada por delincuentes que viajaban en un auto robado, en la población La Pincoya de Huechuraba.


La mujer llegó esta mañana hasta el Servicio Médico Legal, junto a su pareja, Cristopher Martínez (28), para retirar el cadáver de la niña, que en la tarde del sábado iba caminando junto a ella por calle Pedro Aguirre Cerda, cuando apareció el vehículo que la atropelló.


El auto era supuestamente conducido por Andy Paul Vidal Fernández (22), quien se entregó a la policía en la tarde de ayer.


"Íbamos por la calle caminando y vimos el auto de frente que casi se volcó. Fue todo en un segundo. A mí me tiró lejos. Después reaccioné y empecé a buscar a mi hija. Con los vecinos levantamos el auto y ella estaba debajo", relató la mujer.


Agregó que tras el hecho, tres hombres huyeron desde el vehículo, mientras el conductor no podía salir de la máquina debido a su gruesa contextura física.


"Él no me ayudó, ni me preguntó nada. Yo le pregunté por Trinidad y nunca me dijo que ella estaba debajo del auto. Quedó estancado y cuando vio que venía gente, arrancó", detalló.


La acongojada madre también resultó lesionada por el accidente. "Tengo herida la rodilla, tobillo, codos. La gente me dice que el auto me impactó y yo volé. Que caí de cabeza y reaccioné. Lo único que hice fue buscar a mi hija, porque no sabía dónde la habían dejado", sostuvo.


Tras ser rescatada por vecinos, la pequeña Trinidad fue derivada de urgencia hasta el consultorio La Pincoya, donde los médicos le practicaron reanimación debido a que llegó sin signo vitales.


"Los doctores le hicieron reanimación durante una hora y veinte minutos, porque sufrió varios paros cardiorrespiratorios. Después la llevaron al Hospital Roberto del Río. Tenía quebrada su mandíbula, su caderita, codos y rodillas", dijo su madre.


Pese a los esfuerzos médicos, la pequeña sufrió muerte cerebral y a las 03:29 horas de ayer fue desconectada.


"Es un dolor tremendo. Era mi guagua, mi bebé. Pido que estos delincuentes no salgan. No queremos hacer nada porque no queremos más problemas, pero no podemos dejar la muerte de mi hija así", finalizó la mujer.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores