Ezzati y traslado de Joannon a Argentina: "No me parece una sanción"

El arzobispo de Santiago atribuyó la decisión de la Congregación Sagrados Corazones a "necesidades pastorales de la comunidad".

13 de Marzo de 2015 | 15:48 | Emol

''No me parece una sanción. Los Sagrados Corazones son una provincia que implica la presencia de los religiosos en Chile y también en Argentina'', dijo Ezzati respecto a la destinación del cura Joannon al país trasandino.

El Mercurio

SANTIAGO.- El arzobispo de Santiago, Ricardo Ezzati, se refirió hoy a la decisión de la congregación Sagrados Corazones de enviar a Argentina al cura Gerardo Joannon, acusado por participar en proceso de adopciones irregulares, ocurridas en la década de los 80 y que fueron acreditadas en la investigación eclesiástica que llevó adelante el canonista salesiano David Albornoz.

A juicio de Ezzati, esto "en primer lugar no me parece una sanción. Los Sagrados Corazones son una provincia que implica la presencia de los religiosos en Chile y también en Argentina, y por consiguiente el superior provincial tiene todo el derecho y el deber de enviar, de acuerdo a las necesidades pastorales de la comunidad, a sus miembros en las diferentes partes en donde la congregación está presente". 
 
Al ser requerido nuevamente por el origen de la decisión y si ésta no correspondía a una sanción por las adopciones irregulares en la que participó Joannon, el arzobispo señaló que a él no le correspondía emitir juicio. "Eso tiene que decirlo el provincial, yo sólo me remito a lo que es el envío de un hermano religioso que está sujeto a la obediencia y puede ser enviado a tareas diferentes", indicó Ezzati tras participar en el juramento del rector de la  Pontificia Universidad Católica Ignacio Sánchez.


Según informó ayer Emol, Joannon deberá dejar Chile el 28 de este mes para radicarse en una casa de la orden ubicada a 38 kilómetros de Buenos Aires.


La amonestación tiene relación con el resultado de la investigación interna que ordenó la congregación y que estableció la participación activa del cura en la entrega irregular de dos recién nacidos, específicamente las hijas de María Alicia Haussler y María Carolina Celedón, madre de la hija de Andrés Rillón nacida en febrero de 1983.


La resolución fue acordada la última semana de enero en un retiro en Punta de Tralca al margen de lo resuelto por la Santa Sede días antes y que determinó que las faltas cometidas "no configuran delito canónico imputable a Joannon", ya que si bien estableció la ocurrencia de los hechos, éstos ya están prescritos.


Lo mismo ocurrió a nivel penal, ya que el ministro Mario Carroza, que sustancia la investigación, resolvió decretar el sobreseimiento parcial y definitivo, argumentando que la responsabilidad penal de Joannon se encuentra prescrita.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores