Lagos y Toledo dejan Mar del Plata sin hablar sobre límites marítimos

"A mí no me parece que hubiera cosas que tuviéramos que conversar con el Presidente Toledo", sostuvo el Mandatario chileno antes de abandonar la IV Cumbre de las Américas.

05 de Noviembre de 2005 | 21:18 | REUTERS
MAR DEL PLATA, Argentina.- Los presidentes de Chile y Perú, Ricardo Lagos y Alejandro Toledo respectivamente, retornaron hoy a sus países tras participar en la IV Cumbre de las Américas en Argentina, sin sostener ninguna reunión para tratar discrepancias por eventuales modificaciones en sus límites marítimos.

El jueves el Congreso de Perú aprobó una ley que sienta las bases para discutir una frontera marítima con Chile en un trazado sobre aguas, que el gobierno de Santiago considera parte de su soberanía, argumentando convenios suscritos en 1952 y 1954 que hará respetar.

El polémico texto legal fue promulgado por el Presidente Alejandro Toledo antes de su partida a Mar del Plata, donde se realizó por dos días el encuentro continental.

Aunque Toledo y su par chileno dijeron que no hablarían del conflicto limítrofe en la cita, se especuló que podrían tener un encuentro informal. Pero no ocurrió.

"A mí no me parece que hubiera cosas que tuviéramos que conversar con el Presidente Toledo. El Congreso de su país tomó una decisión (...) y lo único que he dicho es que esas decisiones terminan cuando comienzan otras definiciones que son los acuerdos o los tratados que existen", dijo Lagos antes de abandonar la Cumbre.

"Y si hay (...) sobreposiciones corresponde a otras instancias dirimir, lo que no es precisamente un encuentro entre presidentes que lleva implícito una suerte de acuerdo entre ambos", agregó.

La norma peruana autoriza al gobierno de Toledo a volver a cartografiar la frontera oceánica entre los dos países, fijando un punto en el límite terrestre desde donde proyectar su dominio marítimo, lo cual podría implicar que Chile pierda miles de kilómetros cuadrados de mar que considera suyos.

El área en disputa es rica para la elaboración de la harina de pescado, de la cual Perú es el mayor productor mundial y Chile el segundo.

No obstante, la disputa podría tener también efectos económicos negativos para Perú, dada la alta presencia de inversiones chilenas en ese país.

Perú no ha descartado llevar a Santiago ante la Corte Internacional en La Haya para buscar un arbitraje a la disputa, pero primero necesitaba de un marco legal interno para hacerlo, como el proyecto que aprobó el Congreso.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores