Avión espacial europeo vuelve a la Tierra y misión es considerada "un éxito"

El prototipo IXV se alejó a 420 kilómetros sobre la superficie terrestre y, 100 minutos más tarde, reingresó a la atmósfera a 27.000 km/h.

11 de Febrero de 2015 | 13:53 | Agencias

Una vista del cohete Vega cuando despegó desde la base euroea en Kurú, Guyana Francesa.

AFP

PARÍS.- El prototipo de avión espacial europeo IXV, lanzado hoy desde Guyana Francesa, amerizó 100 minutos después en el Pacífico tras haber cumplido su misión, indicó la Agencia Espacial Europea (ESA).

"La misión se ha desarrollado como estaba previsto. No podría haber sido mejor", anunció Jean-Jacques Dordain, el director general de la ESA en unas declaraciones comunicadas a través de la página web de la agencia.

"Es un éxito al 100%", declaró a la AFP Giorgio Tumino, responsable del programa IXV de la ESA. Este avión especial "cumplió claramente con su misión", añadió.

Tras un pequeño retraso por un problema de transmisión entre la lanzadera y la estación de telemetría, el lanzamiento del bautizado como Vehículo Experimental Intermedio (IXV) tuvo lugar a las 10:40 horas de Chile desde el puerto espacial de Kurú.

El aparato se elevó a unos 420 kilómetros sobre la superficie terrestre y, al reingresar en la atmósfera, alcanzó una velocidad de 27.000 kilómetros por hora, equivalente a la que tendría una nave que regresase de una misión en órbita baja

La información captada por sus 300 sensores, que prueban los nuevos sistemas europeos en materia de aerodinámica, protección térmica y navegación automática, se utilizará en el diseño de futuros vehículos reutilizables de transporte capaces de volver a la Tierra de forma autónoma y de aterrizar limpiamente.

El IXV es un "verdadero objeto científico al servicio del avance europeo", aseguró poco después del despegue el director del centro espacial de Guayana, Bernard Chemoul, para quien este vuelo, cuya tecnología dotará a Europa de mayor independencia respecto de Rusia y Estados Unidos, constituye "una proeza admirable".

Han sido necesarios 150 millones de euros y trece años de trabajo desde que comenzó a gestarse en 2002 hasta que se inició en 2009 la construcción, cuyo contratista principal es Thales Alenia Space Italia, con el apoyo de otras 40 compañías europeas, incluidas las españolas Elecnor Deimos, SENER, GMV, GTD y Rymsa Espacio.

Con este prototipo de aeronave, Europa quería comprobar su capacidad para entrar en la atmósfera, una tecnología clave que los estadounidenses y los rusos sí dominan.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores