General (r) Martín Balza: "El apoyo chileno a Gran Bretaña no fue decisivo en Malvinas"

El ex comandante en jefe del Ejército argentino fue prisionero de guerra, y en contacto con Emol aclara en qué consistió la ayuda de Santiago a Londres durante el conflicto que sacudió al Atlántico Sur en 1982.

02 de Septiembre de 2005 | 14:14 | Pablo Soto G. y Felipe Gálvez, El Mercurio en Internet


El general (r) Martín Balza es actualmente embajador de Argentina en Colombia.

En su época como comandante en jefe del Ejército argentino.

SANTIAGO.- El general (r) argentino Martín Balza conoce como pocos lo que ocurrió durante la guerra de Malvinas. El ex comandante en jefe del Ejército trasandino combatió en el frente a los ingleses, a cargo de un grupo artillería, y fue tomado como prisionero de guerra después de la rendición en el conflicto que sacudió al Atlántico Sur en 1982.

Hoy es embajador de Argentina en Colombia, desde donde dijo que las declaraciones del general (r) Fernando Matthei -respecto de que hizo todo lo posible para que Argentina perdiera la guerra, según divulgó el programa Informe Especial- no lo afectaron ni lo impresionaron, porque él ya sabía de la ayuda prestada por Chile a Gran Bretaña.

Aclara, eso sí, que el apoyo chileno a los británicos no fue determinante en la derrota sufrida por su país: "El apoyo que dio la junta militar chilena en aquel entonces al Reino Unido, sin duda fue importante, pero no influyó en el resultado final".

Balza recuerda que en esa época se escuchaban conversaciones radiales de Chile, y que había pleno conocimiento de que los ingleses contaban con una alerta temprana, entregada por los chilenos, cada vez que despegaban aviones argentinos a combatirlos.

En este entrevista con Emol, Balza tiene duros términos para referirse al general Leopoldo Fortunato Galtieri, quien lideró la invasión a Malvinas, y quien también había amenazado con atacar Chile de haber éxito en Malvinas.

Sin dudarlo y como ya lo ha sostenido, el general (r) Balza afirma que si hubiera habido una guerra con Chile, Argentina habría sido derrotada.

-General, ¿qué opina de las declaraciones de Fernando Matthei?

No las desconocía y en un libro de mi autoría yo relato los apoyos recibidos por el Reino Unido en aquel lamentable y absurdo acontecimiento, como fue el conflicto del Atlántico Sur.

En una de las partes escribí el "pacto secreto" que se había conformado entre el Reino Unido y Chile, pero al decir Chile no me refiero al pueblo chileno, me refiero al gobierno de aquel entonces.

Y las fuentes que yo obtuve fueron fuentes británicas y fuentes chilenas, de manera que no me asombraron las declaraciones del ex comandante de la Fuerza Aérea. Para mí fueron pragmáticas, son sinceras y realistas.

Ahora, como veterano de guerra, como un veterano de guerra más, la guerra fue dolorosa, como veterano de guerra, y vejatoria para la junta militar argentina, una dictadura militar.

Paradójicamente, las dictaduras chilenas y argentinas, en aquellos años, estuvieron vinculadas por un lamentable Plan Cóndor.

Yo estuve toda la guerra de Malvinas, era teniente coronel en aquel entonces, jefe de un grupo de artillería, después del cese del fuego, de la rendición, permanecí con algo menos de 500 oficiales y muy poco suboficiales como prisionero de guerra.

-Como ex prisionero de guerra, ¿cómo se siente, desde el punto de vista humano, las declaraciones de Matthei, teniendo en cuenta que usted peleó en el frente?

En aquel entonces escuchaba algunas interferencias radiales, pero reitero, tomo las declaraciones como del miembro de una dictadura militar de un país hermano en aquel entonces.

Y quiero aclarar que los lazos de amistad con el pueblo chileno jamás se vieron afectados por decisiones del gobierno militar presidido por Pinochet. Y, muy por el contrario, me atrevería a decir que se consolidan con la verdad histórica expresada, con respeto y con sinceridad.

El apoyo que dio la junta militar chilena en aquel entonces al Reino Unido, sin duda fue importante, pero no influyó en el resultado final.

El apoyo que fue decisivo para el resultado final fue el apoyo que dieron los Estados Unidos a Gran Bretaña.

Durante la guerra de Malvinas, Balza era teniente coronel. Junto a casi 500 oficiales fue tomado como prisionero de guerra por los ingleses.


-O sea el apoyo chileno no fue clave...

Fue importante en muchas cosas, alerta temprana, cuando salían aviones argentinos, los británicos ya estaban advertidos por los chilenos, los buques y fuerzas de guerra ya estaban advertidos.

Hubo aviones británicos Canberra que volaron con distintivos chilenos, después fueron donados a Chile. Fue un apoyo importante, pero en mi opinión no influyó en el resultado final de la guerra.

-Aquí se recuerdan mucho las palabras del general Galtieri diciendo que Malvinas era el inicio de la recuperación de territorios argentinos, lo que se entendió como Chile era el próximo, ¿era Chile el próximo objetivo militar de Argentina si tenía éxito en Malvinas?

Yo no quiero opinar sobre Galtieri, quien como exponente de la junta militar argentina nos llevó a una guerra absurda y jugó con un sentimiento del pueblo argentino. La causa de Malvinas es aglutinante en el pueblo argentino.

Lamentablemente esa dictadura militar argentina, jugando con ese sentimiento, lo utilizó con un fin bastardo, que era, de haber tenido éxito, profundizar la dictadura.

Por eso, fue una causa justa en manos bastardas. Los que peleamos en Malvinas no peleamos por Galtieri, peleamos por un sentimiento, fue una guerra absurda para la que no estábamos preparados.

No sé si Galtieri dijo esa frase, pero es muy probable que lo haya dicho, pero gracias a Dios y por la intervención del Papa, y por el sentir de los pueblos, del pueblo chileno y del pueblo argentino, no llegamos a un enfrentamiento absurdo en el año 1978.

-Usted dijo una vez en una entrevista que de haber estallado una guerra con Chile, Argentina habría perdido, ¿por qué tiene ese juicio, general?

Porque soy un militar profesional y estudiado toda mi vida lo relativo a los conflictos. Evidentemente Argentina no estaba preparada desde ningún punto de vista para un conflicto convencional en aquel entonces.

Estaba afectado por un lamentable conflicto interno, de manera que en absoluto estaba preparado para una guerra.

Si se iba a hacer el gasto, iba a ser considerado Argentina sin ninguna duda agresor y no estábamos en condiciones de ganar.

En la guerra no gana nadie, pierde hasta el ganador de la guerra. Una guerra entre países limítrofes con un futuro común hubiera sido una aventura.

Eso está hoy superado, y Chile a través de su gobierno, hablo como ciudadano, no como embajador, obviamente que en la causa de Malvinas recibimos el apoyo del gobierno y del pueblo chileno en los justos reclamos que tiene que canalizarse por la vía diplomática.

-Cree usted que las declaraciones de Matthei afectan el actual estado de las relaciones?

No, en absoluto. El pueblo chileno, el pueblo argentino, están por encima de estas lamentables declaraciones, pero yo no sufrí ningún impacto porque ya las conocía.

No hay que olvidar que en 1998, cuando se produjo la detención de Pinochet en Londres, la ex Premier Thatcher defendió a Pinochet , dijo que él, Chile, les brindó una valiosa asistencia.

Y dijo que 254 miembros de las Fuerzas Armadas británicas perdieron la vida en la guerra, pero sin la ayuda chilena pudieron haber sido más, de manera que evidentemente está probado ese apoyo. Pero lo dio una dictadura militar chilena, no lo dio el pueblo chileno.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores