Qué hacer y qué no hacer después de ser pateada

No dejes que el quiebre de una relación destruya tu vida. Aquí te mostramos algunos consejos que dos mujeres, “pateadas”, entregan para superar el fin de un amor.

Emol
Ju. 01 de noviembre de 2012, 07:00
Más Ménos
El personaje Bridget Jones pasó de tocar fondo con el alcohol y la comida, a superarse con el gimnasio y el apoyo de sus amigos.

El personaje Bridget Jones pasó de tocar fondo con el alcohol y la comida, a superarse con el gimnasio y el apoyo de sus amigos.

AP

Terminaron contigo y estás algo devastada. Claramente, querías seguir con la relación, pero a veces el amor es cruel y, como todos lo han hecho en algún momento, estás en la disyuntiva de dejarte llevar por la tristeza o usar todas las fuerzas que tienes para superar el impasse.

Maryjane Fahey y Caryn de Beth Rosenthal, diseñadora y actriz, respectivamente, compartieron sus propias experiencias y las de otras mujeres, en lo que algunos consideran la biblia del post quiebre amoroso. En “Dumped”, las autoras entregaron con humor algunos consejos para superar la etapa más amarga del desamor, que son las primeras semanas después de que te dijeron que no querían seguir más contigo.

“Tuvimos relaciones que duraron siete y diez años, y no pudimos encontrar ningún libro de quiebres que no nos hiciera sentir más depresivas de lo que ya nos sentíamos”, dijeron las autoras al sitio “Self”, para explicar qué las inspiró a recopilar las claves para recuperarse de un rechazo amoroso.

Allí, Maryjane y Caryn compartieron algunos de sus consejos, que se resumen en llorar todo lo que se necesite al comienzo, darse gustos y ayudarse, disfrutando de un baño de tina o pidiendo una hora con el psiquiatra. Por supuesto, está prohibido llamar al ex.

“Éste es un momento vulnerable. Puede que incluso vuelvas con él, pensando ‘esto es mejor que no tener nada’”, en vez de darte cuenta que la relación se terminó por algo, explicaron.

Otras de sus recomendaciones compartidas a los medios estadounidenses, fueron:

-No te desquites con tu cuerpo: Asumiendo que la imagen de Bridget Jones, comiendo casatas de helado a destajo mientras sufre, es un cliché que varias mujeres han experimentado, ambas autoras piden no abusar de este “tranquilizante” de la ansiedad. Come, pero no tanto como para luego arrepentirte de haber usado la comida de consuelo. Sé buena con tu cuerpo y anda mejor al gimnasio. Te verás mejor.

-Olvídate del clavito que saca otro clavito: Ten un amante, o un affair de una noche si la oportunidad se presenta, pero nunca busques desesperadamente el comienzo de una nueva relación que llene el vacío que dejó la anterior. Disfruta tu libertad y tómate tu tiempo.

-No lo espíes en las redes sociales: Es tan fácil acceder a la información a través de internet, que la tentación de ver qué está haciendo, con quién y dónde está, parece siempre presente. “Nosotros bloqueamos a nuestros ex en todas nuestras cuentas, porque sabíamos que iríamos a husmear cualquiera de esas noches en que llegamos a las 3 de la mañana, después de tomarnos uno o tres martinis”, comentaron las autoras. Por eso, sugieren eliminar tanto a la antigua pareja, como a sus amigos y familiares.

-No andes contándole tu triste historia a todo el mundo: Los pormenores de tu drama amoroso quedan reservados a tus amigos más cercanos. No aburras al resto de la gente con tus problemas del corazón, porque eso no te ayudará a seguir adelante, al contrario. Por lo menos, socialmente, supera el quiebre.

-No te aferres: Aprovecha este cambio para deshacerte de recuerdos y personas tóxicas en tu vida, dicen Maryjane y Caryn.

-No te aísles: Aunque no tengas ganas de nada, anímate para salir de tu casa, juntarte con tus amigas y cambiar de aire. Arréglate, siéntete linda, y no te escondas en tu casa para seguir lamentándote por algo que ya no existe.

-No te conformes con lo primero que aparece: Tal como dicen las autoras, “los hombres suelen decir por adelantado lo que realmente son”. Así que si notas en las primeras citas que está medio loco, o no se ajusta a lo que realmente te haría feliz, no bajes tus estándares y espera a que llegue el indicado.

“Una vez que has superado el miedo a estar sola, y sabes que estarás bien, podrás seguir adelante”, comentaron.

-Dile que sí a todo: Es el momento de disfrutarte, de saber hasta dónde puedes llegar, qué hay detrás de todos esos cursos que quisiste hacer, de todos esos libros que dejaste a medio leer, de ir a ese restaurante al que tu ex nunca quiso ir, pero que tú te morías de ganas de conocer. Descúbrete y conoce lo que podría ser tu pasión en el futuro. De esta forma es difícil que no salgas adelante.