Difícil vida de la mujer en India: de la violencia del vientre a la tumba

Crudo informe revela la cifra de víctimas en los más diversos casos de violencia y discriminación.

Por Doreen Fiedler, DPA
Lu. 06 de mayo de 2013, 09:12
Más Ménos
Agencia

Agencia

NUEVA DEHLI.- Por temor a la violaciones, son muchas las mujeres en India que no se atreven a salir solas a la calle. Pero ése es sólo uno de los muchos peligros que enfrentan las mujeres en el país, donde se aborta si la criatura que viene es una niña, a las niñas se las casa todavía púberes y a las viudas se las margina.

Hasta los jueces del Alto Tribunal en Nueva Delhi no salen de su asombro. "¿La gente se ha vuelto loca?" se preguntaba uno de ellos, según indicó la prensa, cuando tuvo que ocuparse de la violación de una niña de cinco años en la capital india.

Y las mujeres y niñas en la democracia más grande del mundo no sólo sufren delitos sexuales. Además sufren la discriminación, se las casa de niña, se las mata, una violencia que va desde el vientre materno hasta la tumba.

ABORTOS: Entre 300.000 y 600 000 niñas mueren antes de nacer, según un estudio realizado por la prestigiosa revista médica británica "The Lancet". En India está prohibido realizar un aborto teniendo en cuenta el sexo del feto, pero la práctica está tan extendida que faltan millones de mujeres. En 2011, había 1.000 hombres por 940 mujeres. Algunos indios consideran que esa cuota es la responsable de las violaciones.

DISCRIMINACIÓN: Las niñas reciben menos comida, una peor asistencia médica y van menos a la escuela, según un estudio de la ONU. La tasa de mortalidad de las niñas de entre uno y cinco años es un 75 por ciento superior a la de los varones.

MATRIMONIOS ENTRE MENORES: Casi la mitad de las niñas contraen matrimonio antes de su 18 cumpleaños y una de cada cinco antes de cumplir los 16, según UNICEF. Una vez casadas, ya no pueden ir a la escuela, son económicamente dependientes y tienen hijos pronto, a menudo con consecuencias negativas, pues están socialmente aisladas y prácticamente no toman decisiones propias.

DOTE: Para determinadas familias las niñas son en muchas ocasiones un lastre, porque para casarse tienen que aportar una considerable dote ya que no se aplica la prohibición de la dote, en vigor desde 1961. Tras el matrimonio, las hijas salen de la casa de los padres y se trasladan a vivir con los suegros, a los que cuidan también hasta su muerte. En el norte de la India se dice el refrán: "Las hijas son la fortuna de otro".

VIOLENCIA EN EL MATRIMONIO: Según un estudio de Unicef, más de la mitad de los varones adultos en la India consideran que un marido tiene derecho a pegar a su mujer en determinadas circunstancias. La violencia de género contra las mujeres se da de múltiples formas, en todas las clases sociales y en todas las castas, así como en todas las regiones del país, según afirma la influyente abogada especializada en derechos humanos Vrinda Grover. "La violencia contra la mujeres es la expresión de un desigual estatus entre géneros". Las violaciones dentro del matrimonio en India no son punibles.

ASALTOS SEXUALES: "Debido a la propagación de la violencia, el temor marca la vida de las mujeres", dijo Grover. A menudo, ellas no se atreven a salir por la noche a la calle y menos solas. En opinión de la abogada eso se debe también al sistema legal, pues las mujeres no se atreven a actuar contra los agresores. "La policía carece de sensibilidad, es corrupta y violenta", agregó Grover. En las últimas semanas incluso se encerró a las víctimas de las violaciones en lugar de los autores y muchos casos tardan años e incluso décadas antes de que se produzca el juicio.

DISCRIMINACIÓN EN EL TRABAJO: En India sólo trabajan el 29 por ciento de las mujeres, según datos de la Organización Mundial del Trabajo. "Pero para muchos hombres el ingreso de las mujeres en la vida laboral, aun cuando las cifras no sean altas, es visto como un peligro, porque consideran que se quedan con menor parte del pastel, ya de por sí pequeño", señala la editora Urvashi Butalia. En una encuesta del diario "Times of India" que se edita en Nueva Delhi, la mitad de las encuestadas señalaron que no recibieron el dinero que legalmente les corresponde por la baja de maternidad.

MARGINACIÓN DE LAS VIUDAS: Las viudas se las margina a menudo en India o incluso se las repudia por considerar que traen mala suerte. Muchas de ellas viajan sin nada, pidiendo limosna, hasta los lugares santos para esperar allí la muerte. Las viudas no pueden participar en fiestas ni llevar vestidos coloridos ni joyas. "Tenemos que reflexionar cómo cambiamos el comportamiento y la actitud de las personas frente a las viudas, que siguen siendo madres, hermanas, tías", dijo Bindeshwar Pathak, fundador de la organización humanitaria Sulabh.