El peligroso juego sexual que adoptan los adolescentes en Colombia

Emol
Vi. 17 de mayo de 2013, 10:19
Más Ménos
Archivo

Archivo

Fue imposible que los medios mundiales no recogieran la noticia. Impacta por las consecuencias que está teniendo en los adolescentes colombianos, pero es una realidad en la que muchos quieren detenerse a reflexionar.

Hace algunos días el diario ADN recogió los testimonios de jóvenes colombianos que se han aventurado en un “peligroso” juego sexual llamado "carrusel" o "ruleta".

Se trata de juntarse a beber y luego comenzar a bailar y practicar sexo. En la esencia, mientras hombres y mujeres hacen una ronda desnudos –y bastante borrachos- comienzan a girar al son de la música como en el juego de las sillitas musicales. Cuando la música se detiene los hombres penetran rápidamente a la mujer que tienen delante. Sale del círculo el primero que eyacula.

El tema es que este juego ha tenido como consecuencias que muchas adolescentes hayan resultado embarazadas.

"Pensé que no podía pasar, porque era poco tiempo", dijo una de las jóvenes al diario. "Creímos que la habíamos educado bien", lamentan sus padres. Una y otros están destrozados.

El tema, como han señalado los expertos, es que los jóvenes además de no asumir en forma responsable la posibilidad de convertirse en padres, corren el riesgo de adquirir una Enfermedad de Transmisión Sexual, ETS, porque el juego se practica sin protección.

Según los datos de la Secretaría de Salud de Medellín, recogidas por el periódico, 6.967 mujeres entre los 10 y los 19 años tuvieron un embarazo en 2011. Más que el año anterior. Y en las consultas, algunas chicas confesaron que quedaron embarazadas tras jugar a 'la ruleta sexual'.