web
Buscar...

Sebastian Vettel sigue con los festejos y tiene más hambre de triunfos: "Esto crea adicción"

El bicampeón mundial de la Fórmula 1 quiere emular lo hecho por su compatriota y multicampeón, Michael Schumacher, y pide que "esto no termine".

DPA
Imprimir Enviar x Email
Lunes 10 de Octubre de 2011  10:31

YOKOHAMA.- La larga noche de fiesta había dejado huellas en el rostro de Sebastian Vettel, pero el fuego ardía con mas intensidad que nunca en el interior del campeón del mundo de Fórmula 1.

Ya el día después de su segundo triunfo anunció su próximo objetivo: establecer una era de éxitos como la de su ídolo Michael Schumacher.

"Esto crea adicción. No hay otra cosa en mi vida que me cause tanta satisfacción", dijo este lunes Vettel en Yokohama. Casi sin dormir y con la voz algo rasgada, el piloto de 24 años acudió hoy a la fábrica de automóviles de uno de los patrocinadores del equipo Red Bull.

Vettel no se concede pausa alguna pese al título. "No podemos irnos de vacaciones", lamentó el alemán, al que aún le quedan cuatro Grandes Premios. "No podemos dar esto por supuesto. Mañana podría acabarse. Debemos mantener el hambre", pidió.

Aunque Vettel, con jeans y pelo revuelto, bromeaba con los ruidosos aficionados japoneses, dejó claramente sentado que se veía en el comienzo de una misión.

En la noche de fiesta había entonado en el micrófono del karaoke el "My Way" de Frank Sinatra. Y él está dispuesto a proseguir su camino rompiendo récords en la Fórmula 1. "No quiero que esto termine", dijo Vettel.

La voluntad por lograr éxitos, el carácter luchador en los circuitos y su habilidad en el volante recuerdan más que nunca al heptacampeón mundial, su compatriota Michael Schumacher.

En la fiesta de la noche del domingo, el veterano piloto de 42 años brindó con Vettel. Es algo "muy especial", se entusiasmó Vettel. "Me llena de orgullo porque somos amigos y hemos vivido mucho juntos", había dicho antes Schumacher.

Como Schumacher en sus mejores tiempos, Vettel dominó este año a sus rivales en la clase reina del motor. De 15 carreras ganó nueve, 14 veces subió al podio y salió 12 veces desde la "pole position".

Casi siempre en su trayectoria en la Fórmula 1 fue el más joven en la meta, sumó puntos mucho antes que todos los demás, ganó carreras y títulos mucho antes que todos los demás.

"Pese a todo lo que pasó antes en la Fórmula 1, él es el mejor", opinó el triple campeón mundial austriaco Niki Lauda.Y poco a poco parece posible poder batir los récords de Schumacher, que parecían inalcanzables.

"El nuevo caníbal", calificó ya a Vettel hoy el diario italiano "La Repubblica". "Todo el equipo queda como está, así pues, no veo motivo alguno para que el año próximo no tengamos éxitos", dijo el asesor deportivo de Red Bull, Helmut Marko.

"Quien conoce a Sebastian, sabe que siempre quiere mejorar", agregó el jefe de equipo, Christian Horner. Vettel sigue obsesionado por conseguir el tercer triunfo seguido, aunque se resiste a aceptar la comparación con Schumacher.

"Cuando se habla de Schumacher hay que mostrar respeto. Lo que él ha conseguido es increíble. Debemos ir paso a paso", es su lema.Vettel se tomará dos días de descanso para cargar pilas.

"Después de la larga noche es importante digerirlo todo un poco, disfrutarlo, dormir mucho y luego estar de nuevo listo para Corea", dijo el alemán, que el domingo estrenará su condición de campeón. Vettel no tiene bastante. Ni mucho menos. 

OPINA SOBRE ESTA NOTICIA

Contenido: Equipo de Emol.com.
Publicado: 23/03/2011
Más Multimedia y Especiales
Términos y condiciones de los servicios I © 2002 El Mercurio Online