30 años de Apple: De un garaje a todo el mundo

El 1 de abril de 1976 Steve Jobs, junto a Steve Wozniak y Ronald Wayne, fundaron la compañía y comenzaron a elaborar sus primeros computadores en un pequeño taller. Hoy venden sus productos en todo el mundo.

31 de Marzo de 2006 | 12:01 | Francisco Álvarez, El Mercurio en Internet
Tres décadas a través de sus productos

Comerciales a lo largo de la historia


El primer gran éxito comercial de la empresa de la manzana, el iMac de 1998.
SANTIAGO.- Es la típica leyenda de Silicon Valley: comienzan en un garaje o en un pieza y terminan dictando cátedra como ejemplos del negocio ideal. Claro que en la historia de Apple hay tres grandes excepciones que la hacen distinta: un gurú: Steve Jobs; una cultura: simple, aunque con miles de fanáticos; y un sello inconfundible: diseño innovador.

Steve Jobs es algo así como el líder espiritual de Apple. Una especie de maestro zen que se encarga de hacer de cada uno de los productos de la compañía una clara expresión del minimalismo.

Él fue, por ejemplo, quien decidió cómo tenían que ser el iPod. Planteó que debían tener un solo botón. Debía ser compacto. Fácil de usar. De aspecto sobrio. Y cuentan incluso que su volumen es un poco más fuerte de lo usual dado que Jobs es un poco sordo.

Así es la influencia que este hombre ejerce en la compañía. Poder que no es azaroso, ya que fuera de ser uno de sus fundadores (junto a Steve Wozniak y Ronald Wayne) fue él quien virtualmente salvó a la empresa de la quiebra en 1998.

¿Y cómo lo hizo? Simple, como suelen ser las cosas en Apple. Pensó en un computador, le dio una cara completamente nueva, lo rediseñó por completo, dejándolo completamente atractivo por fuera, medianamente potente por dentro y fácil de usar. El resultado: iMac, un computador que fue un éxito de ventas, con más de 800 mil unidades adquiridas en pocos meses.

Desde ese año en adelante Apple sólo conocería éxitos. De la mano de Jobs vino la reestructuración de los notebook, la creación del reproductor de mp3 más famoso del mundo y la alianza más arriesgada en la historia de la compañía: Intel.

Es por eso que los fanáticos de la marca ven a "Steve" como un gurú: desde que él llegó como CEO de la empresa, ésta ha tenido un notorio crecimiento, no sólo en términos económicos, sino en cuanto a posicionamiento de la marca y lo más importante: cómo sus clientes la perciben.


Steve Jobs, el CEO de Apple, junto a un Mac Mini.
Cultura mac

Tal vez uno de los principales predicamentos de Jobs, que ha propuesto desde los inicios de la empresa, se ha convertido en una de sus principales fortalezas: la cultura.

Y lo que este hombre ha repetido una y otra vez finalmente se ha materializado: "los productos deben tener una cultura". ¿Y qué quiere decir esto? que tanto los computadores, como los reproductores y todo lo que puedan hacer, deben tener una identidad, algo que diferencie.

En mac eso se da y pasa por lo que algunos llaman "experiencia del usuario". Y es tan sencillo que cuando cualquier persona se sienta frente un mac o toma un iPod inmediatamente percibe que el equipo es diferente. La facilidad, un interfaz atractivo y la rapidez con que se aprenden a utilizar es inconfundible. Y no es que no sea como Windows, es que simplemente es mac.

Esto mismo ha hecho que se haya desarrolado una especie de "culto" por Apple. Es cierto que los fanáticos dan para todo, pero en computación es raro que alguien sea un "groupie" de un procesador de tal marca por sobre la otra, si bien hay preferencias, nadie se lo toma como algo personal.

Pero con mac sí pasa. La emoción que despierta esperar una conferencia de Steve Jobs es conocida, miles de blogs alrededor del mundo lo cubre minuto a minuto. Y es sólo un ejemplo, ya que según diversos estudios Apple es la marca de tecnología que logra la mayor "lealtad" de sus clientes.


El reproductor de mp3 más popular del mundo: iPod.
Diseño: el sello

Sin lugar a dudas lo que más fuerte en la memoria colectiva es el diseño. La simplicidad, elegancias y efectividad en las formas de cada uno de sus productos son sencillamente una marca registrada.

Desde el iMac, pasando por los PowerBook y el iPod, hasta el renovado MacBook Pro son una clara muestra de cómo hacer productos llamativos, útiles y bonitos.

Y esta belleza genera expectativas. En cientos de blogs de todo el mundo fanáticos crean nuevos diseños y apuestan cuál será el camino que tomará el próximo reproductor de mp3 o el nuevo computador de escritorio.

Tanto así que hasta demandas ha debido enfrentar Apple porque algunos de sus productos son extremadamente parecidos a algunos que han salido de la imaginación de un fanático que mostró sus creaciones en Internet.

Pero fuera de estos hechos, que sólo forman parte del anecdotario, hay algo claro: Apple es sinónimo de diseño, innovación y belleza, lo que unido a un carismático líder, como Steve Jobs, y a miles de fanáticos en todo el mundo hacen que la sumatoria sea más que favorable, no sólo para los resultados económicos de la compañía, sino también para el desarrollo de la tecnología a nivel global.

Comerciales históricos
La imagen de la compañía no sólo es cuidadosamente perfeccionada a través de sus productos, también lo hacen a través de sus spot publicitarios.

1983: Hasta con Kevin Costner se promocionó el primer computador de Apple: Lisa

1984: Famoso comercial basado en la novela "1984" de Orwell para promocionar el Macintosh

1993: La primera y única incursión en el mundo de las PDA: "Newton"

1995: Simplemente una burla a Windows 95

2000: Sencillo comercial del Macintosh G4 Cube

2001: Video promocional del primer iPod con figuras como Moby y Seal

2006: La era del cambio: el paso de procesador IBM a Intel

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores