Carrie Fisher corona su legado como escritora en el satírico e íntimo libro "El diario de la princesa"

Antes de morir en diciembre del año pasado, la actriz se encontraba promocionando la publicación que llegó a Chile esta semana y que cuenta detalles de sus inicios en la actuación, del rodaje de "La guerra de las galaxias" y de su casi idílico romance con el actor Harrison Ford.

27 de Abril de 2017 | 17:15 | Por Javier Olivares, Emol

"El diario de la princesa" está disponible desde esta semana en las librerías del país.

Archivo El Mercurio
SANTIAGO.- "¿Soy la princesa Leia o ella es yo?". Carrie Fisher quedó inmortalizada en la historia del cine —y en la cultura pop— como la empoderada princesa Leia Organa en la franquicia creada por George Lucas "Star Wars". Pese a que muchos sólo la consideren por ese trabajo, la actriz también se desempeñó como guionista y escritora, dejando con su muerte cerca de ocho libros publicados y siendo el último de ellos "El diario de la princesa" (2016).

En su nuevo relato de no ficción, la hija de la —en ese entonces— pareja dorada de Hollywood, Debbie Reynolds ("Cantando bajo la lluvia") y el cantante Eddie Fisher, narra con su particular y crudo humor la dicotomía entre su rol como actriz y la de figura de culto de la ciencia ficción cinematográfica.

El libro, que trajo Ediciones B a Chile en su primera edición en español, cuenta con la narrativa íntima de la actriz en relación al comienzo de su carrera y de cómo fue el rodaje de "La guerra de las galaxias", ahora conocida como "Episodio IV: Una nueva esperanza" (1977).

Tras alejarse a propósito de la "sombra" de su madre, una estrella de la época dorada de Hollywood, Fisher relata su debut en la pantalla grande con la comedia "Shampoo" (1975), escrita y protagonizada por Warren Beatty ("Bonnie and Clyde"). Sin embargo, no fue hasta sus 19 años cuando la joven actriz radicada en Inglaterra se enteró de un casting doble que realizaba Brian De Palma ("Caracortada") y George Lucas para dos producciones que resultaron ser un éxito.


Parte de su "suerte" fue no quedarse con el papel protagónico en "Carrie" (1976) y acertar en la audición para convertirse en la princesa Leia Organa. Fue así como se sumergió, como ella misma lo dijo, en "una fantasía espacial masculina", rodeada de un equipo compuesto en su mayoría por hombres —lo que en parte la favorecía, según sus intenciones— y que la llevó a enfrentar un romance casi idílico con su coprotagonista 15 años mayor, el actor Harrison Ford.

El affair con el intérprete de Han Solo no es entregado con detalle (como muchos querrían), pero sí logra ser uno de los capítulos más personales de Fisher en cuanto a cómo enfrentó la situación hace cuarenta años. Una de sus escapatorias fue la escritura; en una especie de diario que encontró antes de escribir su último libro. Parte de esos pensamientos relatados también los expone en el relato.

"La segunda razón por la cual lo escribí era que no podía hablarle a Harrison. Básicamente acerca de nada, pero sobre todo de nosotros , si es que algo así existía. No sólo no podía conversar con él, sino que, al construir nuestros fines de semana juntos un secreto, se convirtió en algo que convenía callar", cuenta la celebridad, justificando uno de sus motivos para comenzar su diario en ese entonces.

Para "El diario de la princesa" —que ya se encuentra disponible en las librerías nacionales— es clave el sentido del humor que presenta Fisher: irónica, a veces burda, pero asertiva y un tanto paranoica. La comedia que le da el sello al texto completo quizás tendría más sentido y podría ser más irrisorio en inglés, su idioma original. Pese a eso, la actriz detrás de Leia refleja que su legado como autora es tan o más grande que el que dejó con sus interpretaciones en el cine y la televisión como parte de la "realeza" hollywoodense.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones
Ordenar por:
Editar perfil
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...