Alta Comisionada Michelle Bachelet acepta reunirse con el canciller de Venezuela

La nueva Alta Comisionada de Derechos Humanos de la ONU realizó su primer discurso ante el Consejo y criticó al país caribeño señalando que "el gobierno no ha mostrado apertura para una rendición de cuentas genuina".

10 de Septiembre de 2018 | 06:25 | Agencias, redactado por Gabriela Varas Zamora.
EFE
SANTIAGO.- La nueva Alta Comisionada de Derechos Humanos de la ONU, la ex Presidenta Michelle Bachelet, aceptó reunirse con el canciller de Venezuela, Jorge Arreaza, que debe pronunciar el martes un discurso en Ginebra.

"Venezuela pidió una reunión" con Bachelet y "la Alta Comisionada se reunirá con el ministro de Relaciones Exteriores", declaró a la agencia AFP una portavoz de su oficina, Ravina Shamdasani.

Esta reunión se conoce tras la información que circuló durante el fin de semana donde el New York Times aseguró que el gobierno estadounidense planeó, junto a militares venezolanos, derrocar al Presidente del país caribeño, Nicolás Maduro.

Hoy, en su primer discurso ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, Bachelet criticó al gobierno del país caribeño señalando que "el gobierno no ha mostrado apertura para una rendición de cuentas genuina", en referencia a las violaciones de los derechos humanos que documentó la ONU durante las protestas masivas de 2017.

La ex Mandataria, quien asumió el puesto la semana pasada, dijo que el éxodo de venezolanos demuestra la importancia de proteger los derechos humanos en toda circunstancia y, en este caso particular, de ayudar a los países que los están recibiendo.

Asimismo aseguró que desde la publicación en junio del informe del Alto Comisionado, la instancia "continuó recibiendo información sobre violaciones de los derechos económicos y sociales, como los casos de muertes relacionadas con la malnutrición o las enfermedades que se pueden evitar, así como las violaciones de los derechos civiles y políticos".

En la misma instancia afirmó que que el número de personas que están huyendo de Nicaragua está aumentando de forma "exponencial" como consecuencia de la crisis en este país.

"Entre tanto, nosotros seguiremos documentando las violaciones de los derechos humanos en Nicaragua", aseguró.

Ello a pesar de la decisión de la semana pasada del Gobierno del presidente nicaragüense, Daniel Ortega, de expulsar a un equipo de observadores de la Oficina de Derechos Humanos de la ONU que investigaba y documentaba las violaciones de los derechos humanos en este país, en el contexto de la represión de las protestas ciudadanas.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Editar perfil
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores