Sabas Chahuán asegura que es necesario hacer ajustes a la Ley Penal Adolescente

Después de su participación el martes en la mesa ejecutiva convocada por el Gobierno, el fiscal nacional sostuvo ayer que las transformaciones deben hacerse, especialmente en "las sanciones que se aplican, en la entidad de las sanciones y en la forma de cumplimiento de las mismas".

30 de Julio de 2015 | 07:05 | Emol

Chahuán presidió ayer la penúltima sesión Ordinaria del Consejo General de Fiscales.

Aton Chile
SANTIAGO.- El fiscal nacional, Sabas Chahuán, aseguró que es necesario realizar modificaciones a la Ley Penal de Responsabilidad Adolescente. La norma, que cumple nueve años en vigencia en diciembre, reconoce a los autores de delitos -entre 14 y 18 años de edad- la calidad de infractores y se les puede exigir responsabilidad penal por su participación en un ilícito.

Tras intervenir el martes en la mesa ejecutiva convocada por el Gobierno, denominada "Diseño Operativo Antidelincuencia", Chahuán viajó ayer La Serena para presidir la penúltima sesión Ordinaria del Consejo General de Fiscales, instancia donde no solo se mostró favorable a los cambios, sino que destacó que durante los últimos cuatro años ha insistido en el tema, según informó "El Mercurio".

"Sin duda. Basta con examinar las tres o cuatro cuentas públicas anteriores mías, realizadas en los meses de abril, en que venía insistiendo en que es necesario hacer ajustes a la Ley Penal de Responsabilidad Adolescente", indicó Chahuán.

El persecutor agregó que las transformaciones deben hacerse, especialmente en "las sanciones que se aplican, en la entidad de las sanciones y en la forma de cumplimiento de las mismas".

Rol de coordinación

Chahuán precisó que el rol del Ministerio Público en la mesa ejecutiva será enfatizar la máxima coordinación entre Fiscalía, Carabineros, PDI, y que, actualizará una "guía práctica" con las instrucciones contenidas en el artículo 87 del Código Procesal Penal, con los procedimientos que deben realizar las policías al perseguir un ilícito, sin necesidad de consultar al fiscal.