Comunidad de Los Andes desconfía que agua no esté contaminada tras derrame de Codelco

Pese a que la autoridad sanitaria afirma lo contrario, el alcalde, Mauricio Navarro aseguró que hay una "sensación de incredulidad". Además señaló que la emergencia es de responsabilidad de la estatal debido a la falta de mantención de sus instalaciones.

26 de Febrero de 2016 | 11:09 | Por Verónica Marín, Emol

La Escuela Básica Río Blanco sufrió la inundación de parte de sus salas y el patio quedó lleno de desechos tras el derrame.

AgenciaUno
SANTIAGO.- Tras el derrame de concentrado de cobre que afectó ayer al Río Blanco en Los Andes desde la división de Codelco Andina, el suministro de agua potable debió ser suspendido por Esval a 6.500 de sus clientes. El servicio fue restituido las 5:30 horas de hoy luego que desde la Seremi de Salud se corroborara que la cantidad de arsénico presente era de 0,02 milígramos por metro cúbico frente a la norma que exige un máximo de 0,1.

Sin embargo los vecinos de Los Andes están intranquilos y no confían en dichos estudios, por lo que su alcalde, Mauricio Navarro, anunció la ejecución de una investigación independiente, preferentemente realizados por una universidad.

"Existe en la comunidad una sensación de absoluta inseguridad, incredulidad e incertidumbre sobre los que haya señalado Esval o más allá de lo que estén planteando las autoridades en general en torno a si efectivamente estamos consumiendo un agua totalmente libre de contaminación", explicó a Emol el jefe comunal.

Además de esto está el riesgo al que fueron expuestos cien estudiantes de la Escuela de Río Blanco, la que ayer se inundó y pese a las labores de limpieza que realizaron Bomberos en conjunto con la minera, el alcalde recalca que las clases no comenzarán hasta que no exista certeza de que no existe riesgo para los alumnos.

"Los desechos estuvieron alojados en el pario del colegio y en tres salas que se inundaron, por la subida del canal que tenía agua y concentrado de cobre. Tenemos tiempo suficiente para recibir el informe que nos demuestre que no hay riesgo, y si dice lo contrario, tenemos tiempo para realizar una intervención", apuntó Mauricio Navarro quien confía en que no sea necesario retrasar el año escolar programado para el próximo tres de marzo.

Responsabilidad de la empresa


La autoridad fue enfática en responsabilizar a Codelco en la emergencia y descartó la intervención de terceros, por lo que anunció dos acciones legales que buscan que el daño sea reparado y que una situación similar no se repita.

"Cuando se rompe una cañería, hay dos causas: una es la intervención humana, y acá no hubo intervención humana. Y la otra causa es un deterioro, un desgaste y sobreuso del material. Eso es claramente responsabilidad de la empresa, en este caso Codelco y lo que pasó acá. Es decir, ellos deberían haber tenido el cuidado y el resguardo para que esto estuviera en buenas condiciones y operar sin tener que se rompiera", sostuvo.

Y recordó que "lo que sucede es que no es primera vez que ocurre un accidente o un derrame por parte de Codelco, no de la magnitud de este, pero si han existido. Entonces pareciera que persistentemente, a lo mejor por el monto de la inversión, Codelco no ha realizado las acciones necesarias para que no hayan accidentes tanto en la planta concentradora, como en la planta de filtro, como los ductos que conectan unas con otras".

En ese sentido confirmó que una vez que se reúnan los antecedentes que determinen los perjuicios y causalidad se presentará una acción de daño ambiental, con el fin de que la cupífera reponga el daño causado- de haber sido- a las 6.500 familias, a las zonzas agrícolas y a la flora y fauna en torno a los ríos Aconcagua y Blanco afectados por la emergencia de este jueves.

Además en lo inmediato "tenemos un aparo ambiental. Por esta vía vamos a pedir al Tribunal para que ordene e instruya a Codelco que realice las acciones necesarias, al costo que esto conlleva, para dar adecuada mantención a sus instalaciones y así tener certeza de que no se repetirán este tipo de situaciones".

Por último el alcalde Navarro alertó que el Río Blanco es uno de los principales afluentes del Río Aconcagua, el cual alimenta no solo a la provincia de Los Andes y San Felipe, sino que también a Quillota y gran parte de la Región de Valparaíso.

Continúa el monitoreo de las aguas

El director regional de la Oficina Nacional de Emergencia (Onemi) Guillermo de la Maza, aseguró a Emol que continuarán el monitoreo, seguimiento y evaluación de las aguas en la zona.

La atención está principalmente centrada en las napas de superficie que toman aguas del río y en los pozos cercanos, además en los seis programas de agua potable rural de pozos profundos que alimentan a la comunidad.

"Se realizarán monitoreos preventivos por lo menos hasta el fin de semana y hoy ya fue restablecido el servicio de agua potable luego de que se corroborara la cantidad de arsénico presente y los canalistas reabrieron sus canales de regadío".

En paralelo recordó que se inició un sumario sanitario, se determinó la suspensión de las operaciones y se mantiene el Comité de Emergencia operando.

En tanto desde Codelco División Andina informaron a través de un comunicado que la normalidad del sistema de conducción de concentrado de cobre, volverá sólo cuando se verifique el cumplimiento de los estándares de seguridad más estrictos.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Editar perfil
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores