Abogados pedirán asilo para Lino Oviedo en Brasil

En tanto, el ministro de Justicia brasileño, José Gregori, sostuvo que espera que Oviedo sea extraditado en no más de diez días.

Lino Oviedo BRASILIA.- Los abogados brasileños que asumieron la defensa del detenido ex general paraguayo Lino Oviedo anunciaron hoy en Brasilia que pedirán asilo político y que presentarán un recurso de "habeas corpus" para intentar excarcelarlo.

El ministro de Justicia de Brasil, José Gregori, sostuvo a su vez que espera que Oviedo sea extraditado en no más de diez días.
Noticias relacionadas
  • González Macchi calificó detención de 'histórica'
  • Oviedo espera extradición en Brasilia
  • Cronología

  • En El Mercurio de hoy
  • Lino Oviedo detenido en Brasil
  • "Espero que en un plazo no mayor a diez días esté ya resuelta la situación del ex general. La posible extradición va a depender del Tribunal Supremo Federal y de conversaciones entre los ministerios de Relaciones Exteriores de los dos países", explicó.

    En declaraciones a los periodistas, Gregori definió como "algo muy serio" que Oviedo hubiese sido detenido como un extranjero sin permiso legal de residencia y además portando un arma de fuego.

    Paralelamente, el Ministerio de Relaciones Exteriores emitió un comunicado en que subraya que espera que el Gobierno paraguayo presente la petición formal de extradición y que, hasta tanto, Oviedo permanecerá en Brasilia bajo custodia de la Policía Federal y a disposición del Tribunal Supremo.

    El abogado Joaquim Alves Bastos manifestó, tras reunirse con Oviedo, que "son infundadas" las acusaciones de porte ilegal de arma y falsedad de documentos y que, con base en ello, presentará un recursos de "habeas corpus".

    Alves Bastos ha asumido la defensa de Oviedo junto a los también abogados Adail Pereira da Silva e Inemar Penha Marinho, identificados como ex militares por medios de prensa de Brasil.

    Oviedo llegó hoy sonriente a Brasilia tras haber sido capturado el domingo en la ciudad brasileña de Foz de Iguazú, fronteriza con Argentina y Paraguay, en cumplimiento de una orden de detención con fines de extradición que fue solicitada a Brasil por el Gobierno paraguayo el pasado 25 de mayo.

    El ex general está condenado en su país a diez años de prisión por la intentona golpista de abril de 1996 contra el entonces presidente Juan Carlos Wasmosy.

    También afronta un proceso como presunto planificador del asesinato del vicepresidente Luis María Argaña, ocurrido en marzo de 1999, hecho que precipitó la caída del ahora ex Presidente Raúl Cubas, asilado en Brasil y amigo y aliado político del ex general.

    Además, el Gobierno paraguayo le acusó de estar relacionado con la intentona golpista del 18 de mayo último.

    El Gobierno paraguayo debe entregar el expediente de extradición de Oviedo con todas las pruebas del caso al Ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil, que luego lo entregará al Ministerio de Justicia y éste al Tribunal Supremo, que será el que resolverá la situación legal del ex general.
    EFE
    Lunes, 12 de Junio de 2000, 11:22
    Comentarios mejor valorados en Internacional
    Buscar...
    Mas Vistas
    Buscador EmolValor FuturoFaroxGuioteca.comAutolocal.clMimix.clAdxion