La Cruz Roja advierte sobre muertes de enfermedades evitables

Según un informe presentado por la Cruz Roja Internacional y la Sociedad de la Cruz Verde, más de 13 millones de personas perecieron en 1999 por causa de enfermedades evitables, como el sida, la malaria y aquellas respiratorias.

28 de Junio de 2000 | 10:46 | AP
LONDRES.- Trece millones de personas murieron de enfermedades evitables el año pasado, según un informe que publica la Federación Internacional de la Cruz Roja y la Sociedad de la Cruz Verde. Las organizaciones consideran el hecho un indicio del deterioro de los servicios públicos de la salud.

En comparación con las inundaciones y los terremotos, que acaparan los titulares y el dinero de las donaciones, la propagación irrestricta de la enfermedad es una tragedia silenciosa que cobra muchas más vidas, dijo el Informe de Desastres Mundiales de la federación.

Unos 150 millones de personas han muerto de sida, tuberculosis y malaria desde 1945, en comparación con 23 millones en las guerras, dice.

El año pasado, 160 veces más gente murió de sida, malaria, enfermedades respiratorias y diarrea que el número de víctimas de desastres naturales, incluyendo los devastadores terremotos de Turquía, las inundaciones en Venezuela y los ciclones en la India, agrega.

"Una vez que una enfermedad como el sida alcanza las proporciones que vemos en el Africa subsahariana ya no es más una enfermedad, sino un desastre", dijo Peter Walker, director de política para casos de desastres. "Una enfermedad tan difundida destruye la fuerza laboral y hace trizas la economía".

Se calcula que más de 23 millones de personas en la región tienen el VIH, el virus causante del sida, que representa un 70 por ciento del total en el mundo, dice el informe. En todo el planeta, unas 300 personas mueren por hora a causa del sida, agrega.

El informe observó que en 1998, el nivel de ayuda internacional de emergencia subió por primera vez en cuatro años, pero que la financiación para el cuidado básico de la salud siguió bajando. La financiación que la Organización para la Cooperación Económica y el Desarrollo (OCED) dedica a la salud en las naciones en desarrollo bajó a sus menores niveles desde 1991, indica.

Los gastos públicos de salud para los países pobres promedian apenas el 1 por ciento del producto bruto interno, en comparación con el 6 por ciento en los países acaudalados, dice el informe.

Esto significa que las enfermedades que alguna vez estuvieron controladas están reapareciendo, agrega.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores