Gobierno colombiano mantiene la calma por huelga de trabajadores

"La situación es de relativa normalidad y los hechos de Medellín ya están plenamente superados y no tuvieron ninguna incidencia en el orden público", dijo a los periodistas el ministro del Interior, Humberto de la Calle.

03 de Agosto de 2000 | 09:29 | AFP
BOGOTA- El Gobierno colombiano reportó una relativa normalidad en todo el país, al iniciarse en la mañana d hoy una huelga de trabajadores de 24 horas, aunque admitió que en la madrugada estalló una bomba de bajo poder en la ciudad de Medellín (noroeste) y que hay reducción del servicio de transporte en Bogotá.

"La situación es de relativa normalidad y los hechos de Medellín ya están plenamente superados y no tuvieron ninguna incidencia en el orden público", dijo a los periodistas el ministro del Interior, Humberto de la Calle.

Según las autoridades, desconocidos hicieron estallar en la madrugada un petardo en una torre de conducción eléctrica en Medellín (430 km al noroeste de Bogotá), pero el hecho no provocó mayores daños ni la suspensión del servicio.

Asimismo, varios conductores de autobuses y camiones bloqueron rutas en la ciudad de Bucaramanga (414 km al noreste), aunque la situación fue rápidamente controlada por la fuerza pública.

De la Calle dijo que el Gobierno "garantiza plenamente la celebración de la protesta, pero espera que sea pacífica y no viole el derecho de otros colombianos a trabajar y a movilizarse".

El funcionario señaló que hay disminución del transporte urbano en algunos barrios de Bogotá y otras ciudades, y que se prevé una dismunición en los servicios de telecomunicaciones y de salud.

"Pero el Gobierno ha puesto en marcha planes de contigencia para evitar traumatismos", afirmó de la Calle.

Los periodistas constataron que el servicio de transporte público disminuyó en populosos suburbios del sur y el suroeste de la capital y que decenas de personas se movilizaban hacia sus lugares de trabajo en bicicletas, camiones y en vehículos particulares.

Los líderes sindicales señalaron que más de 100.000 trabajadores del sector público y algunos del privado marcharán este jueves por las calles de las principales ciudades para protestar contra el desempleo del 20,4% que registra Colombia, la depreciación del salario, las privatizaciones y las altas tarifas de los servicios públicos.

Igualmente, rechazarán las reformas laborales y económicas que el Gobierno del presidente colombiano, Andrés Pastrana, se propone presentar a la consideración del Congreso, en el marco de un acuerdo de ajuste fiscal firmado con el Fondo Monetario Internacional (FMI).
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores