Detención de ex militar traerá problemas políticos en Argentina

La ministra de Desarrollo Social, Graciela Fernández Meijide, admitió este martes que la detención en Italia del militar retirado Jorge Olivera, a quien la justicia francesa acusa de haber participado en la desaparición de una joven de origen galo, provocará problemas políticos en Argentina.

08 de Agosto de 2000 | 09:41 | AFP
BUENOS AIRES.- La ministra de Desarrollo Social, Graciela Fernández Meijide, admitió este martes que la detención en Italia del militar retirado Jorge Olivera, a quien la justicia francesa acusa de haber participado en la desaparición de una joven de origen galo, provocará problemas políticos en Argentina.

Además, en declaraciones a Radio Uno, comparó este caso con el que vivió en Londres el ex dictador chileno Augusto Pinochet, quien tras casi un año de detención en el Reino Unido fue finalmente liberado por cuestiones "humanitarias" para que regresara a Chile.

"Sabemos que va a producir tensiones, es inevitable. Lo hemos visto a la distancia con el caso Pinochet, y produce tironeos. Veremos qué es lo que pasa", añadió, para puntualizar que desconoce la posición del presidente Fernando de la Rúa sobre este tema.

Por su lado, Hebe de Bonafini, presidenta de la Asociación de Madres de Plaza de Mayo, dijo hoy que "dentro de todas las cosas malas que pasan en el mundo, esta detención es una buena noticia".

En diversas declaraciones, sostuvo igualmente que "los asesinos sepan que la presión del mundo entero los está condenando, más allá de que el gobierno de acá los quiera perdonar".

A su vez, Rosa Roisinblit, vicepresidente de Abuelas de Plaza de Mayo dijo que "es muy importante que este señor, que se salvó por la ley de Obdeciencia Debida de estar pudriéndose en la cárcel, haya sido detenido".

El mayor retirado figura en el informe de la CONADEP sobre desaparición de personas durante la dictadura (1976/1983), aunque no tiene causas penales abiertas en Argentina, según informó la subsecretaría de Derechos Humanos.

Jorge Olivera fue beneficiado por las leyes de amnistía de Obediencia Debida y Punto Final, dictadas en 1986 y 1987 bajo el gobierno de Raúl Alfonsín (1983/1989).

Olivera, actual abogado defensor del procesado ex comandante del I Cuerpo de Ejército, Carlos Guillermo Suárez Mason, fue arrestado ayer en el aeropuerto romano y se convirtió en el primer militar argentino apresado en Europa en relación a la desaparición de personas en la dictadura.

Hace dos meses, en representación de familiares de caídos en la guerra de Malvinas, planteó en Estrasburgo, una querella contra Gran Bretaña y Margaret Thatcher por el hundimiento en ese conflicto por el submarino nuclear "Conqueror" de la fragata argentina General Belgrano, con cerca de 300 muertos.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores