Continúa sin solución pugna legislativa en Ecuador

El gobierno invita a la "concordia nacional ... e invoco el nombre de la Patria y sus sagrados intereses" para que los legisladores hallen una solución lo más pronto posible, señaló el Presidente Gustavo Noboa.

11 de Agosto de 2000 | 09:43 | AP
QUITO.- El gobierno se declaró neutral y lo militares expresaron su preocupación ante una crisis política generada por la pugna de dos grupos de diputados por la presidencia del Congreso.

"El gobierno es neutral en el desarrollo de esta insólita e inconveniente disputa, no auspicia ni se identifica con ninguno de los bandos en contienda ...no es juez o árbitro de los conflictos que se susciten dentro de las demás funciones del estado", dijo el Presidente Gustavo Noboa.

La neutralidad del régimen "no constituye óbice para que mire indiferente este incidente que ha provocado alarma nacional y tiende a convertirse en causa de la alteración de la paz y del orden público interno", afirmó el mandatario.

Además, anunció que el gobierno esperará la decisión del Tribunal Constitucional, que juzgará el diferendo, y que su fallo "lo respetará y lo hará respetar". Ese organismo podría tardar seis semanas en pronunciarse.

La pugna entre los legisladores es "una disputa interna y por la vehemencia y agresividad con la que se está desarrollando tiende a sumir a Ecuador en una nueva, desventurada y muy grave crisis institucional", manifestó.

El gobierno invita a la "concordia nacional ... e invoco el nombre de la Patria y sus sagrados intereses" para que los legisladores hallen una solución lo más pronto posible, añadió.

"Es necesario aplicar la fuerza de la unidad y buscar soluciones concentradas para combatir con éxito las amenazas", dijo el comandante del Ejército, general Norton Narváez, en una ceremonia militar en la que estaba Noboa.

En presunta alusión a las divergencias entre los diputados aseguró que "tantos hechos irresponsables son causa para la inseguridad, el subdesarrollo y afectan al estado ecuatoriano". Tales actos "ponen en peligro la democracia y la gobernabilidad del país", agregó.

El 1 de agosto una mayoría de diputados eligió presidenta del Congreso a la independiente Susana González, aunque esa dignidad por ley le correspondía a un legislador del partido Social Cristiano (PSC).

Desde entonces el PSC reclama la presunta ilegalidad de las actuaciones de la mayoría, pero los aludidos aseguran que la elección de González está legitimada por el voto de 64 del total de 123 diputados.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores