Gobierno colombiano admite posible error en muerte de menores

El ministro de Defensa de Colombia, Luis Fernando Ramírez, admitió hoy un "posible error humano" del Ejército en la muerte de seis niños, ocurrida el pasado martes en una zona del noroeste del país en la que los militares perseguían a rebeldes del ELN.

18 de Agosto de 2000 | 22:04 | EFE
BOGOTA.- El ministro de Defensa de Colombia, Luis Fernando Ramírez, admitió hoy un "posible error humano" del Ejército en la muerte de seis niños, ocurrida el pasado martes en una zona del noroeste del país en la que los militares perseguían a rebeldes del ELN.

Los menores murieron a causa de disparos de fusil mientras participaban en un paseo escolar en Pueblorrico, departamento de Antioquia, y en un comienzo las autoridades militares habían asegurado que se registró un "fuego cruzado" con guerrilleros del Ejército de Liberacion Nacional (ELN).

"Es importante advertir que aquí no se trata de un tema de violación de derechos humanos. Probablemente se pueda tratar de un tema de error humano y hay una gran diferencia entre violacion de los derechos humanos y un posible error humano", manifestó Ramírez en una conferencia de prensa.

Ramírez y el comandante de las Fuerzas Militares, general Fernando Tapias, subrayaron que los hechos están siendo investigados, pero indicaron que no hubo "dolo" o "intención" de las tropas de "asesinar" a los menores.

El ministro y el más alto oficial militar del país hablaron a la prensa en Bogotá, pocas horas después de que la Oficina en Colombia de la Alta Comisaría de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos le pidiera al Estado colombiano asumir la "verdad con todas sus consecuencias".

Los seis niños murieron y otros cuatro resultaron heridos cuando realizaban un paseo escolar junto con otros treinta compañeros y profesores a la orilla de un río en la zona rural de Pueblorrico, a 100 kilómetros de Medellín (capital de Antioquia), donde la víspera el Ejército había combatido con rebeldes del ELN.

El ministro de Defensa expresó primero sus condolencias a los familiares de los menores y después advirtió de que "lo que está por definirse en este momento es si ese error humano pudo haberse evitado".

El funcionario subrayó que "nunca hubo intención de matar a los niños" ya que "el Ejército de Colombia no está para cometer ese tipo de actos".

Ramírez se comprometió a "estar muy pendiente de que estas investigaciones lleguen hasta el final y tengamos la absoluta claridad de que si allí hubo miembros de las Fuerzas Militares responsables, sean debidamente sancionados".

El delegado de la Alta Comisaría de la ONU en Colombia, el sueco Anders Kompass, manifestó que en los sucesos hubo "participación directa de miembros del Ejército colombiano" y calificó de "apresuradas" las observaciones de algunos jefes militares después de la tragedia de Pueblorrico.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores