Se reanudó maratónico proceso de Lockerbie

Dos libios, Abdel Basset Ali Al-Megrahi, de 48 años, y Al Amin Jalifa Fhimah, de 44, están acusados de haber hecho explotar en vuelo un Boeing 747 de la Pan Am el 21 de diciembre de 1988, sobre el pueblo escocés de Lockerbie.

22 de Agosto de 2000 | 12:10 | AFP
CAMP ZEIST.- El juicio a dos libios acusados de perpetrar el atentado contra un avión de Pan Am que sobrevolaba la localidad escocesa de Lockerbie y que causó 270 muertos en 1988, se reanudó el martes en Camp Zeist (centro) tras una interrupción de más de tres semanas, tropezando con una cuestión de procedimiento judicial con relación a un testigo libio.

Dos libios, Abdel Basset Ali Al-Megrahi, de 48 años, y Al Amin Jalifa Fhimah, de 44, están acusados de haber hecho explotar en vuelo un Boeing 747 de la Pan Am el 21 de diciembre de 1988, sobre el pueblo escocés de Lockerbie.

El atentado provocó 270 muertos, incluyendo doce habitantes de Lockerbie.

Según la acusación, los dos hombres, integrantes de los servicios de inteligencia libios, fabricaron la bomba en Malta y la ocultaron en una maleta que fue embarcada clandestinamente en Malta con destino a Francfort (Alemania) y luego Londres.

El artefacto estalló poco después de que el avión despegara del aeropuerto londinense de Heathrow.

Apenas reiniciado el juicio, uno de los abogados de la defensa, William Taylor, planteó una cuestión de procedimiento sobre Abdul Giaka, de 40 años, un tránsfuga de los servicios secretos libios, descrito a veces como el "testigo estrella" del juicio.

Según fuentes no confirmadas, Giaka podría testimoniar ante la Corte el miércoles.

Para Taylor la acusación tuvo acceso a la versión integral de varios mensajes de la CIA (Agencia Central de Inteligencia estadounidense) referidos a Giaka, mientras la defensa sólo pudo acceder a versiones expurgadas de tales informaciones.

El fiscal explicó que los pasajes no citados, sumamente "sensibles", podían afectar la seguridad nacional de Estados Unidos o la seguridad de algunos individuos, porque permitirían identificar algunos informadores de la CIA y brindar informaciones sin relación con el juicio y sin interés para la defensa.

A pedido de la Corte, el fiscal Colin Boyd aceptó sin embargo hacer una gestion ante al administración norteamericana para que ésta comunique la integralidad de los documentos a la defensa.

Desde que comenzó este juicio, el 3 de mayo pasado, la acusación pudo establecer que los dos libios acusados estaban en Malta el día del atentado.

La defensa abogó por la inocencia de los dos hombres, indicando que durante el juicio presentará "pruebas que apuntarán a incriminar" en el atentado al miembros del Frente de Lucha Popular Palestina (FLPP), y a miembros del Frente Popular de Liberación de Palestina - Comando General (FPLP-CG) de Ahmed Jibril.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores