Aumenta brecha educacional entre blancos y negros en EE.UU.

El informe del Departamento de Estado, que cada cuatro años examina el nivel educativo de los niños estadounidenses, puso de manifiesto que, por ejemplo, un muchacho negro de 17 años logró 264 puntos en una prueba de lectura, contra 295 de uno blanco de su misma edad y menos que los 267 puntos conseguido por otro niño blanco, pero de trece años.

25 de Agosto de 2000 | 08:35 | EFE
WASHINGTON.- La diferencia en el nivel educativo de blancos frente a negros e hispanos continúa acentuándose en Estados Unidos, pese a décadas de esfuerzos por eliminarla, según reveló un informe oficial.

La educación de los estadounidenses se ha convertido en un tema de la campaña electoral en la que los dos principales candidatos a la Presidencia proponen soluciones contra lo que consideran uno de los principales problemas sociales del país.

Un informe del Departamento de Educación señaló ayer que aunque se han logrado avances en las últimas tres décadas, las puntuaciones en matemáticas, ciencias y lectura correspondientes a 1999 siguen siendo más altas para estudiantes blancos que para negros e hispanos.

"Pese a que estas diferencias no son tan grandes como antes, el patrón es preocupante y exige que se le preste una cuidadosa atención", manifestó Michael Nettles, vicepresidente de la Junta de Evaluación Educativa del Departamento.

Otro informe simultáneo indicó que los estudiantes hispanos superan a blancos y negros en la deserción escolar.

El documento agregó que en 1998 un 9,4 por ciento de estudiantes hispanos abandonaron la educación secundaria en comparación con un 3,9 por ciento de los blancos y un 5,2 por ciento de los negros.

El informe del Departamento de Estado, que cada cuatro años examina el nivel educativo de los niños estadounidenses, puso de manifiesto que, por ejemplo, un muchacho negro de 17 años logró 264 puntos en una prueba de lectura, contra 295 de uno blanco de su misma edad y menos que los 267 puntos conseguido por otro niño blanco, pero de trece años.

Para las autoridades de educación de Estados Unidos los resultados son desalentadores, especialmente después de 1986 y 1988, cuando tanto negros como hispanos parecieron haber avanzado en pos de igualar a los blancos.

''Este es un retroceso deprimente respecto del progreso alcanzado en las últimas dos décadas'', manifestó Nettles al dar a conocer el informe.

El tema ha sido fuente de preocupación para las autoridades, que en las últimas décadas han visto que en los niveles más altos de la educación, especialmente el tecnológico, los estadounidenses son superados por los extranjeros.

En medio del creciente fragor de la campaña para las elecciones de noviembre, los dos principales candidatos a la Presidencia han comenzado a ofrecer sus propuestas para resolver el problema, sobre todo el que se presenta en la educación superior.

En un discurso pronunciado en College Park, en el vecino estado de Maryland, el vicepresidente Al Gore pidió que se concedan exenciones tributarias por 55.000 millones de dólares para socorrer a las familias que pagan la educación de sus hijos.

''Este es el momento de convertir a las escuelas en la prioridad número uno de Estados Unidos'', dijo.

La propuesta de Gore permitiría que familias de bajos y medianos ingresos abran cuentas para educación de las que no pagarían impuestos, y sumar a ello una exención tributaria anual de 2.800 dólares para educación.

''Necesitamos los talentos de toda nuestra población y no podemos dejar a nadie atrás. Trabajaré para abrir las puertas de la oportunidad a todos los estadounidenses'', agregó Gore.

''La educación es la clave de nuestro futuro'', subrayó el vicepresidente tras señalar la importancia que ésta tiene para mantener el crecimiento económico y la prosperidad del país.

Su rival republicano, el gobernador de Texas George W. Bush, propuso otro plan que destinaría más de 600 millones de dólares en cinco años para ayudar a las escuelas con mayor proporción de estudiantes negros e hispanos

En una presentación ante estudiantes de la Universidad de Dillard, en Nueva Orleans, de mayoría estudiantil negra, Bush coincidió en que ''todos deben tener la oportunidad de recibir el beneficio de la educación en escuelas y universidades públicas.

Según el plan del candidato republicano, se incrementaría la ayuda federal a 104 escuelas universitarias negras a 320 millones de dólares anuales. Actualmente esa ayuda anual es de 180 millones.

Por otra parte, la ayuda a las instituciones educativas hispanas se aumentaría de 42 millones a 82 millones de dólares al año.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores