Logran controlar incendio que consumió canal de tv rusa

Después de 14 horas de lucha, los bomberos rusos consiguieron frenar el avance de las llamas que desde la tarde devoran gran parte de la torre de TV de Ostankino, en la que permanecen atrapados en el interior de un ascensor cuatro personas con escasas posibilidades de sobrevida.

28 de Agosto de 2000 | 00:25 | Ansa
MOSCU.- Después de 14 horas de lucha, los bomberos rusos consiguieron frenar el avance de las llamas que desde la tarde devoran gran parte de la torre de TV de Ostankino, en la que permanecen atrapados en el interior de un ascensor cuatro personas con escasas posibilidades de sobrevida.

Así lo confirmaron fuentes de los socorristas, citadas por la radio Echo, de Moscú.

El fuego fue dominado en la parte inferior del edificio, pero las llamas persistían en la zona central, a más de 300 metros de altura de la torre, que con sus 540 es la segunda más alta del mundo.

Ninguna señal de vida ofrecieron los cuatro encerrados en un ascensor que, según estiman los bomberos, podría estar en el subsuelo de la imponente construcción.

Otros informantes, citados por la emisora moscovita indicaron, en cambio, que sólo dos bomberos están atrapados en el ascensor, detenido a unos 300 metros, pero la información no fue confirmada oficialmente.

Los socorristas reconocieron que, sea cual fuere la cantidad de personas encerradas en el elevador, hay "pocas esperanzas de salvarlos".

En tanto, otras versiones aseguran que unas diez personas podrían estar en el interior de la torre de la TV de Ostankino, que se incendió esta tarde por causas que aún no fueron establecidas.

Los servicios secretos rusos hicieron trascender que de momento, no existen indicios para suponer que el incendio de la torre de 540 metros (la segunda más alta del mundo) fuera consecuencia de un atentado.

"Nos inclinamos a pensar que fue un cortocircuito lo que originó el fuego", dijo una fuente que prefirió mantenerse en el anonimato.

Los bomberos que quedaron encerrados junto con un ascensorista -según indicó la radio- en el interior del elevador tenían tanques de oxígeno de una duración estimada en dos horas, pero atento al tiempo transcurrido desde que fueron percibidas las primeras llamas, "las posibilidades de rescatarlos con vida son pocas", reiteró un portavoz de los rescatistas.

La especulación sobre una mayor cantidad de personas en el interior del edificio se originó en testimonios de trabajadores de la planta y de los primeros socorristas que llegaron al lugar, quienes dijeron que en la torre se encontraban "dos policías, algunos ingenieros encargados de la manutención de la torre y funcionarios de los servicios secretos".

Tres ascensores detenidos en los pisos superiores, epicentro del incendio, se derrumbaron y al caer provocaron un nuevo incendio en la base de la torre, relataron los bomberos.

Unos 40 camiones hidrantes rodean la construcción, mientras un helicóptero sobrevuela sus alrededores.

La zona aledaña a la torre fue evacuada por las autoridades locales ante el peligro de que la parte superior del edificio -donde se produjo el foco ígneo- pudiera derrumbarse.

La tarea se vio facilitada por la escasa afluencia vehicular en la zona, que -además- no cuenta en los alrededores con grandes complejos urbanos, dijo la agencia de noticias rusa Itar-Tass.

Millones de televidentes moscovitas vieron interrumpidas las señales de TV.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores