Gobierno inglés hace caso omiso a protestas por precio de gasolina

El Primer Ministro británico, Tony Blair, excluyó hoy lunes cualquier concesión a los transportistas en relación con los precios de los carburantes y se comprometió a mantener el aprovisionamiento para evitar que los automovilistas se precipiten a las gasolineras que siguen abiertas.

11 de Septiembre de 2000 | 20:29 | AFP
LONDRES.- El Primer Ministro británico, Tony Blair, excluyó hoy lunes cualquier concesión a los transportistas en relación con los precios de los carburantes y se comprometió a mantener el aprovisionamiento para evitar que los automovilistas se precipiten a las gasolineras que siguen abiertas.

Las protestas contra las subidas de los precios se extendieron a la mayor parte del país, en particular al norte y centro de Inglaterra. La televisión pública BBC anunció esta noche que una cuarta parte de las gasolineras empezaban a quedarse sin carburante.

El canal estatal estimó que la situación podría ser grave de aquí a 48 horas.

Hoy, cuarto día de protestas contra los precios de los carburantes, los más altos de Europa, camioneros y taxistas provocaron embotellamientos al tiempo que campesinos y pescadores organizaban piquetes o bloqueaban varios depósitos y refinerías.

Unos manifestantes obligaron al Primer Ministro a anular una cena en un restaurante de Hull, en el noreste de Inglaterra.

A pesar de la multiplicación de las protestas, Blair excluyó categóricamente una rebaja de las tasas de los carburantes.

"No modificaremos la política gubernamental de carburante por presión de bloqueos y piquetes", declaró en Loughborough (centro de Inglaterra).

Un portavoz del Premier indicó por la noche que a lo largo de todo el día se sucedieron las discusiones entre el Gobierno, las compañías petroleras y la policía.

El diario The Times indica que el Consejo Privado se reunió el en presencia de la reina Isabel II y aprobó el recurso, en caso de necesidad, a medidas excepcionales para garantizar un aprovisionamiento normal de carburante en todo el territorio.

El diario precisó asimismo que desde el principio de las manifestaciones un millar de gasolineras están secas.

Un enorme depósito de carburante, que alimenta toda la región de Manchester (noroeste), fue bloqueado hoy lunes por unos 30 camiones.

El acceso a la refinería Shell de Stanlow, cerca de Ellesmere Port (noroeste de Inglaterra), la mayor refinería de Europa, seguía bloqueada por agricultores y taxistas llegados de Liverpool (noroeste).

Otras refinerías o depósitos fueron bloqueados en Leeds y Castleford (norte), Jarrow (noreste), Hull (este), Bristol (suroeste) y Hythe, en la costa meridional.

Las refinerías de las compañías Texaco y Elf fueron bloqueadas en Pembroke y Milford Haven (oeste del País de Gales) por manifestantes pacíficos, según la policía.

En ciertos casos, el acceso no está cerrado del todo, pero los conductores de los camiones cisterna se niegan a conducir en medio de piquetes de huelga.

Otros camioneros realizaron operaciones tortuga en las principales carreteras del sur, este y suroeste de Inglaterra y en la región de Edimburgo (Escocia).
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores